La Xunta espera una flexibilización de las restricciones "con cautela" y gradual en función de la zona

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda | EP
|

La Xunta espera que salga del comité de expertos que se reúne este lunes una flexibilización de las restricciones que deberá realizarse "con cautela" para "no estropear la buena tendencia" de las cifras de la pandemia alcanzada en los últimos días.


"Igual que estábamos muy preocupados por el alza, ahora tenemos que ser optimistas", ha manifestado el vicepresidente primero del Ejecutivo autonómico, Alfonso Rueda, en una entrevista concedida en la mañana de este domingo a la Radio Galega y que ha sido recogida por Europa Press.


Cuestionado sobre la posibilidad de que el comité clínico que asesora a la Xunta de luz verde a iniciar la desescalada, Alfonso Rueda ha mostrado su optimismo acerca de que, ante el descenso de los casos, la incidencia acumulada y la presión sobre los hospitales (que todavía presenta más ocupación que en la segunda ola); pueda avanzarse hacia un escenario de flexibilización en las restricciones que, como ha recordado, están en un marco de máximos desde finales de enero.


Con todo, ha emplazado a actuar con "mucha prudencia" y a confiar en el trabajo del comité clínico, que "siempre actuó" bajo criterios "objetivos", por lo que cree que si "las cifras empiezan a mejorar", las decisiones del órgano asesor de la Xunta serán "en consecuencia" a esta tendencia.


DESESCALADA GRADUAL Y POR ZONAS

Cuestionado sobre qué modelo podría seguirse para la eventual desescalada, el 'dos' del Ejecutivo gallego ha apuntado que la evolución de la pandemia es "buena" en términos generales "pero no es igual en todas las zonas", lo que le ha llevado a deslizar que la flexibilización de restricciones podría adoptarse en función de la situación de cada área.


"Lo veremos mañana", ha comentado, tras apuntar que el comité clínico estudia la situación en cada uno de los 313 municipios gallegos que, desde finales de enero, están cerrados perimetralmente, un criterio que también podría sufrir cambios y encaminarse a confinamientos globales más amplios como se produjo en noviembre.


"El perimetraje de término municipal es la más estricta que podamos tener. Es lógico pensar que a medida que vamos mejorando, el perimetraje se vaya extendiendo, hasta un cierto límite", ha comentado el vicepresidente.


HOSTELERÍA

Sobre la hostelería, cerrada en su totalidad desde hace casi un mes, Rueda considera que "lo razonable" también es "ir abriendo poco a poco" para no tener que "dar pasos atrás".


En este sentido, ha defendido la utilidad del sistema propuesto por la Xunta para controlar los aforos de los locales y mejorar la trazabilidad de brotes, que la Administración quiere que se haga a través de un código QR.


"Entendemos que no es un sistema que se pueda implantar de golpe de forma obligatoria", ha matizado Rueda, quien, no obstante, ha apelado a "ir implantando poco a poco" esta herramienta que se usa "a diario" y que "puede ser muy útil". 

La Xunta espera una flexibilización de las restricciones "con cautela" y gradual en función de la zona