Casi cinco mil motivos de Orgullo contra el odio, la discriminación y en recuerdo de Samuel

Participantes en la manifestación/Quintana

GP/LF

 

Media un abismo entre la realidad que llevó a la comunidad Lgbtbiq+ a marchar en el 2021 y los motivos que ayer motivaron a miles de coruñeses a echarse a la calle para reivindicar unas conquistas que parecen un poco más lejanas que entonces. Superada en buena medida una pandemia, unas 5.000 personas se congregaron para erradicar una plaga. 


Bajo el lema “Frente al odio y la violencia. Visibilidad, orgullo y resistencia” se adivina el primer cambio radical respecto a hace un año: El asesinato, todavía sin juicio, de Samuel Luiz. Cierto es que después de los hechos del pasado verano hubo varias marchas clamando justicia, pero el primer Orgullo tuvo al joven como inevitable protagonista. 


ALAS A Coruña se puso al frente de una marcha multicolor, orgullosa y valiente. Convocada para las 19.30 horas en la plaza de Ourense, el incesante goteo de manifestantes, unido al tráfico propio de esa hora, hicieron que el dispositivo de seguridad se retrasase ligeramente. Finalmente, la comitiva arrancó a las 20.00 horas, secundada por las pancartas de los principales sindicatos, muchos jóvenes y, como sucedió en las marchas recientes, muchos padres, madres, abuelos y abuelas orgullosos y protectores de la salud del mundo que les espere a sus hijos. También se dejaron notar los Erasmus, que si bien desentonaron ligeramente en los cánticos le dieron el necesario punto de multiculturalidad y globalización.


Tuvieron visibilidad todas las siglas posibles del término Lgtbiq+. La agenda social marcó los primeros cánticos, con el debate sobre la Ley Trans: “Aquí está a resistencia trans” fue el lema escogido para los primeros pasos, ya con la compañía de la lluvia. “Para todos os armarios chisqueiro e gasolina”, “baixo os soportais tamén hai bisexuais”, “homofobia nunca máis” y varios recordatorios a los mensajes en ese sentido de Vox continuaron el setlist. 


Manifiesto reivindicativo


La llegada a María Pita dio lugar a la lectura del manifiesto de las convocantes ALAS A Coruña, Casco, LesCoruña, ORCO y OROD, en el que se hizo una lectura retrospectiva de los derechos conquistados, pero también se miró al futuro. 

 

Aida Cousillas

“Esiximos a igualdade das persoas trans”, con referencia a migrantes, menores y personas no binarias. El emotivo final recordó a los que no pudieron estar, como Samuel Luiz, pero también a las víctimas del reciente tiroteo en Oslo. “Porque o Orgullo é moito máis que barras e concertos. 

 

“Año tras año vamos ganando mayor visibilidad pero todavía queda mucho por hacer. Celebraciones como el evento organizado por Les Coruña por el día de la visibilidad lésbica o el Atlantic Pride contribuyen a ello, pero también todas las iniciativas del día a día”.

 

Alejandro García

“Desde la recuperación la normalidad tras la pandemia percibo una sociedad a flor de piel, en la que cada vez se producen más episodios de intolerancia y a la vez existen sectores que no la condenan. Hoy es más necesario reivindicar el cómo quieras ser”.

 

Carlota Cobas

“Es más necesario que nunca reivindicar nuestros derechos, ya que cada vez se ven más amenazados por ciertos partidos políticos. Hay agresiones en el ocio nocturno, hay discriminación, pero no conseguirán lograr lo que quieren: que tengamos miedo”.

 

Miguel Guisantes

“No me siento inseguro en los sitios a los que voy, ni he tenido ninguna experiencia desagradable en A Coruña. Vivo mis relaciones afectivas libremente en la calle y nunca me ha pasado nada. Si alguien me ha mirado mal no me he enterado”.

 

Ángel/Angélica Venérea

“Como drag queens y artista profesionales, sufrimos un miedo irrefrenable en algunos momentos y ciertas zonas de la ciudad incluso, y no tan solo en la noche. Como hombre homosexual, en los cinco años que llevo en A Coruña la situación cae en picado”.

 

Casi cinco mil motivos de Orgullo contra el odio, la discriminación y en recuerdo de Samuel

Te puede interesar