Las playas permanecerán cerradas hasta el viernes por la alerta naranja

Las playas de la ciudad cerraron ayer y permanecerán así hasta el viernes | quintana
|

La alerta naranja decretada ayer en el litoral gallego obligó a cerrar los arenales coruñeses, que permanecerán así hasta el próximo viernes, tal y como anunciaba ayer el Ayuntamiento de A Coruña.

Las olas, de entre cinco y ocho metros, según las previsiones, son las que obligan a la clausura temporal de las playas, en concreto hasta las 00.00 horas del viernes.






Esto, sumado a la alerta por vientos de fuerza 8 a 9 decretada ayer, obligó también al cierre de la Torre de Hércules y del Centro de Interpretación y Atención al Visitante (CIAV), que, por el momento, siguen cerrados.

El temporal, al que se le sumó la lluvia que arreció durante buena parte de la jornada de ayer, dejó un reguero de pequeñas incidencias en la ciudad y su área metropolitana, pero ninguna de gran calado.


Los Bomberos tuvieron que acudir a varios puntos de la ciudad a achicar agua y desatascar canalizaciones 



Una de las más llamativas fue la caída de elementos decorativos navideños, como los árboles puestos sobre la rotonda del Pavo Real, que ayer por la mañana derribó el viento.

El agua provocó también que los bomberos recibiesen varias llamadas, de las cuales un par requirieron que sus efectivos tuviesen que achicar agua, debido a la lluvia. Una de ellas fue en la calle Marconi, donde los Bomberos tuvieron que revisar el tejado y las canalizaciones de un edificio, debido a la entrada de agua en una de las viviendas. Por entrada de agua tuvieron que acudir también a la avenida de A Pasaxe. También intervinieron en varias caídas de cascotes en la calle Santander y en Cultura. Tuvieron que acudir, a lo largo de la tarde, a desatascar varios canalones y bajantes en calles como Argentina o en la plaza de María Pita.


El agua también provocó balsas de agua en la carretera N-VI, además de alguna balsa temporal en varios puntos de la ciudad herculina.





Atascos



La lluvia, y el tratarse de una jornada intermedia entre festivos, provocó desplazamientos en masa a las superficies comerciales, que provocaron importantes atascos.

Uno de ellos se dio ayer por la mañana en el entorno del centro comercial Marineda City, donde las retenciones colapsaron las carreteras aledañas durante algo más de una hora.


Las retenciones de ayer junto a Marineda City



Incidente en carretera



En las carreteras de la ciudad no fue la única incidencia, ya que a primera hora de la mañana, la principal arteria de entrada y salida de la urbe, la avenida de Alfonso Molina, registró un nuevo accidente al comienzo de la jornada.


Afortunadamente, no hubo que lamentar heridos, al tratarse de una colisión por alcance. Al lugar tuvieron que acercarse los efectivos de la Policía Local. 




Las playas permanecerán cerradas hasta el viernes por la alerta naranja