Comer en Bastiagueiro: After Surf Shop & Bar

El shusiman Roberto Da Silva es el encargado de deleita el paladar de los comensales desde el viernes al domingo con una carta de comida japonesa elaborada y de gran calidad | CEDIDA
|

No existe un negocio del que se hable más en Oleiros (A Coruña) que del After Surf Shop & Bar, lo que por la semana es una tienda surfera, los fines de semana se convierte en una propuesta culinaria innovadora. Un espacio multidisciplinar en el que moda y gastronomía se dan la mano de forma prodigiosa. Se trata de un concepto único que ha triunfado ya este verano y que promete nuevos eventos y experiencias para el resto del año. El shusiman Roberto Da Silva es el encargado de deleita el paladar de los comensales desde el viernes al domingo con una carta de comida japonesa elaborada y de gran calidad. No hace falta ser surfero para disfrutar de este espacio singular, pero, seguramente, el que pase por allí se sentirá atraído por este deporte que cada vez cuenta con más adeptos.


Entre las especialidades de la casa se encuentran el sashimi de atún rojo, el tartar de salmón y el ceviche de lubina. Siempre contando con productos frescos y de gran calidad que ponen el toque especial a la experiencia de una cena en After Surf, en Bastiagueiro. Pero además, el local también cuenta con un coctelero, Lona Barbetta, que completa la experiencia gastronómica gracias a las mezclas más inesperadas y que maridan a la perfección con la carta japonesa.


El After Surf es mucho más que una tienda de ropa y complementos de surf y un restaurante, es una experiencia en un espacio que ha apostado además por un interiorismo muy cuidado. La moda, la gastronomía se fusionan además con eventos, talleres, conciertos y mucho más con lo que pretenden seguir sorprendiendo a su público. Hace unas semanas organizaron una cena con música en directo de Mikel Erentxun y vendieron las 200 entradas en 35 minutos. Habrá que estar muy pendientes de sus redes sociales para descubrir cuáles son las próximas actividades con las que sorprenderá After Surf. Y avisan: no serán pocas.





Comer en Bastiagueiro: After Surf Shop & Bar