Hágase la luz

|

Fue así de fácil y le siguieron el agua y el viento, que eran otro regalo, del quién entonces era el dueño de todo. Muchos, muchos años después, Franco nombró duque o lo que sea a Barrie de la Maza, y le regaló el agua y el viento. Que no era de nadie pero era un chollo que valía millones.

Como no era de nadie se quedó con todo. En estas, los líderes de los partidos metieron a los suyos. Pasta gansa. Otro ejemplo es el de Endesa controlada en buena parte por el gobierno italiano.

Ahora tiene un nombre impronunciable pues así, en un país sin memoria parece más “guay”, Fíjense hoy en el recibo. Y si tienen más cabreo, entre en la página y aunque esté bastante oscura quienes son los que mandan y lo que cobra.

Esta es a puñetera realidad. ¿Es un escándalo, una estafa o una prueba del capital para hacerse más poderoso. ? Y ¿Por qué no el agua? El ejecutivo ha tomado una decisión increíble y que afecta a la caja común: rebaja el IVA, con lo que merman sus ingresos y aquí paz y después gloria.

Bueno pues a este balcón llegaron sugerencias de muchos ciudadanos: hay los que proponen un apagón en las horas de mayor precio.

Otra idea es que la posición, con los sindicatos de clase, los políticos de pie a tierra (alcaldes, concejales, diputados provinciales y autonómicos presenten mociones de censura para quienes se enriquecen con ese abuso).

Rebajar la intensidad de la iluminación donde sea posible. Y más cosas que se le ocurran a ustedes que estamos cansados de tanto latrocinio Hay otras propuestas “más gordas” como dejar de pagar uno o dos recibos, pero por si leen esto en horario infantil, es mejor no poner palabras fuertes.

Tal vez recuerden aquel “el pueblo unido jamás será vencidos” que trajo la democracia a base de sudor, esfuerzo y en casos cárcel. No hará falta llegar a esto.

Y hay otro aspecto de la política –amén de regalarle parte del IVA– que trata de salvar de esta debacle a las personas más vulnerables.

Que lo hagan por escrito y por internet .Como si en este país donde no hay luz para muchos pueda haber internet para todos.

Si los ciudadanos pierden esta batalla quedarán indefensos frente a otras guerras. Compañeros, amigos lectores, hágase la luz sobre lo que tanto hemos pagado ya.

Hágase la luz