La plantilla de Repsol afectada por el ERTE anuncia movilizaciones

Cerca de 200 trabajadores se concentraron frente a la puerta principal del complejo petroquímico | patricia g. fraga
|

Cerca de 200 personas se concentraron ayer frente a la entrada principal de la refinería de Repsol para protestar contra el ERTE que la dirección había anunciado el día anterior por el que se verían afectados 212 trabajadores, el 31% de la plantilla. Tras leer un manifiesto, anunciaron un mes de movilizaciones, comenzando por una protesta el lunes a las doce de la mañana frente a la Delegación del Gobierno. El presidente del comité de empresa, Jacobo Naya, del sindicato USO, reprochó a la empresa que tomara esta decisión, justo cuando “a recuperación está a volta da esquina”.


Repsol había justificado el Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) en la bajada de demanda por culpa de la pandemia y por los costes de la transición ecológica. Sin embargo, los trabajadores rechazaron estas razones y recuerda que durante el año pasado, la petroquímica puso en marcha un “plan de resiliencia” que duplicó el resultado neto que estimaba la empresa, sin repercutir en los salarios de los trabajadores.


“Entendemos que a presentación deste ERTE vai contribuír moi negativamente ao compromiso e ilusión que toda a plantilla necesitará para afrontar os retos que nos esperan derivados da transición ecolóxica que xa está en marcha e sen volta atrás”, señalaron desde el comité.


Naya recordó que la empresa ha aportado dividendos a su accionariado durante el año pasado, y que por tanto, no produce pérdidas que justifiquen un recorte de personal. “Está aproveitándose do que o estado está tratando de manter o emprego”, consideró el responsable sindical. De momento, se está formando la mesa negociadora de los ERTE, pero todos los viernes se concentrarán delante de la entrada principal.


Reacciones

En al manifestación de ayer se hallaban presentes varios diputados del BNG, Mercedes Queixas, Daniel Pérez y Ramón Fernández Alfonzo “Mon”, además del portavoz municipal, Francisco Jorquera. Todos consideraron que la decisión empresarial no se sostiene en vista de los beneficios obtenidos durante el año pasado. El Bloque ya anunció que va a llevar este asunto al Congreso de los Diputados y exigirá explicaciones a la Xunta dado que tiene competencias en política industrial.


De parecida manera se expresó el portavoz de Industria del Grupo Socialista, Martín Seco, que anunció una batería de iniciativas parlamentarias para reclamar a la Xunta que se implique para frenar el “inaceptable ERTE” planteado por la empresa. Saco considera que “non poden castigar a unha plantilla que deu o mellor de si nos momentos máis difíciles da pandemia”. Pretende que el Gobierno gallego presione a Repsol con su apoyo a las manifestaciones de interés a los proyectos Next Generation que presentó ante los gobernos de España y Galicia.


Desde la Agrupación Socialista de Arteixo exigieron al alcalde, Carlos Calvelo, que pida explicaciones empresa y medie para garantizar que estas medidas “sexan temporais e curtas no tempo”, como indicó el portavoz socialista, Simón López.


“Socialmente responsable”

Por su parte, la empresa considera que su decisión es “una medida socialmente responsable dirigida a asegurar la transformación eficiente del Complejo Industrial en el horizonte 2025”. Asegura que mantiene sus compromisos de inversión en la refinería de A Coruña, donde cuenta con importantes proyectos de futuro dentro de su Plan Estratégico para los próximos cinco años.


Pero recuerda que será fundamental un marco normativo adecuado y el apoyo de todas las instituciones para garantizar el futuro de la industria.

La plantilla de Repsol afectada por el ERTE anuncia movilizaciones