Celaá defiende la educación integral "por encima de cualquier veto parental"

La ministra de Educación, Isabel Celaá | J. J. GUILLÉN
|

La ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, ha afirmado este sábado que la educación integral es un "derecho fundamental" de los menores, y que la va a defender "por encima de cualquier veto parental que se quiera implantar".


"La educación integral, incluida la afectivo sexual, es un derecho fundamental de los menores. Vamos a defender ese derecho por encima de cualquier veto parental que se quiera implantar. El único interés que debe prevalecer es el interés superior del menor", señala Celaá a través de su cuenta personal de Twitter.


La titular de Educación ha realizado estas declaraciones como un mensaje a la polémica creada en Murcia, donde el Gobierno regional podría nombrar como consejera de Educación a Mabel Campuzano, diputada expulsada de Vox y que el pasado viernes votó en contra de la moción de censura al Ejecutivo.


Vox es un partido que siempre ha defendido implantar el veto parental (o pin parental) como una herramienta para que los padres puedan decidir su sus hijos acceden a ciertos contenidos educativos, y que ahora, con el supuesto nombramiento de Campuzano, podría aplicarse en la Región de Murcia.


Precisamente, desde esta comunidad ya han tenido lugar las primeras reacciones en contra, como la manifestación de ayer, 19 de marzo, en la que un centenar de personas se concentraron a las puertas del Palacio de San Esteban de la capital murciana.


El líder de CCOO en la Región -sindicato convocante-, Santiago Navarro, amenazó con que su sindicato no permitirá esa situación en la que, según dijo, "los fascistas quieren imponer algo que hace 50 años se había abandonado; hablan de una España grande y libre y nosotros de libertad para todos los ciudadanos".


Para Navarro, el evitar el adoctrinamiento con el que se defienden para poner en práctica el pin parental "es una mentira", y al contrario ese cambio lo que supondrá será fraccionar aún mas a la sociedad porque "la educación la deciden los educadores y no los padres". 

Celaá defiende la educación integral "por encima de cualquier veto parental"