La radio del coche no se toca

La aplicación de Spotify para móvil | efe
|

Los señores de Spotify igual tienen que darle una vuelta a la idea de que cualquier pasajero pueda elegir la lista de reproducción que suena en el coche. Mi coche, mi música. Es una norma básica de convivencia. Y contribuye a la seguridad vial; si el conductor escucha lo que le gusta va contento y relajado, pero hacerle estar en una pelea por la siguiente canción, con otras cuatro voces reclamando su turno y dándole al botón de reproducción hasta que la aplicación se colapse es llamar al desastre. Hay cosas que no se tocan. Como la radio de un coche cuando conduce otro.

La radio del coche no se toca