La división de los antiguos colegas

|

Junqueras y Puigdemont han escenificado la ruptura que ahora mismo existe en el secesionismo. Andan los independentistas ocupados en montar una Diada de esas que hacen historia. Y, sin embargo, lo auténticamente importante parece la fecha de los próximos comicios autonómicos. Hace mucho tiempo que el Parlament está secuestrado, pero mientras Puigdemont y los suyos insisten en mantenerse en el poder, desde ERC son más partidarios de llamar a los ciudadanos a las urnas, sabedores de su posible incremento en votos. Al final, parece que pesa más el interés personal que lo de la república catalana.

La división de los antiguos colegas