Vecinos de Entre Rondas piden que los bajos comerciales vacíos se conviertan en viviendas

Bajos comerciales vacíos en la calle Páramo | patricia g. fraga
|

Los vecinos de Entre Rondas han realizado una radiografía del barrio, en el que destacan la cantidad de bajos comerciales vacíos que llenan sus calles, algunos, incluso, desde hace dos décadas. Es por ello que su presidenta, Isabel Fouz, solicita que estos sean adaptados a viviendas para facilitar la vida, sobre todo, a personas mayores. “En el barrio hay bajos que llevan más de veinte años cerrados, por lo que no me refiero a posibles cierres que se estén llevando a cabo ahora con la crisis del covid-19”, explica.


Fouz relata cómo hay muchos edificios en la zona de la calle Barcelona y ronda de Outeiro que, por su estructura, no permite la instalación de un ascensor. “Si estos bajos comerciales se habilitasen como viviendas, supondría una buena oportunidad para mucha gente mayor”, sostiene. Así, la presidenta de la entidad vecinal que abarca desde la ronda de Outeiro, As Conchiñas, ronda de Nelle y Agra del Orzán, señala zonas como la calle de Páramo y la intersección de la calle Barcelona, entre otras, como puntos donde se localizan estos bajos vacíos desde hace décadas. Fouz indica, además, que en tiempos anteriores, muchos de estos locales eran con anterioridad casas, que luego dieron paso a su uso comercial.


Urinarios públicos

Los vecinos de este distrito coruñés también pidieron hace unos días la instalación de urinarios públicos en el entorno de la plaza de As Conchiñas por la gran cantidad de gente que allí se reúne todos los días. Entre otras medidas que, a sus ojos, necesitaría el barrio, es la presencia de la policía de barrio para evitar “ciertos sucesos” y, sobre todo, llevar a cabo el parque del Agra.


“El Agra del Orzán es una de las zonas con mayor densidad de población de la ciudad y el único lugar de esparcimiento es la plaza de As Conchiñas, por lo que es urgente otro espacio”, concluye. 

Vecinos de Entre Rondas piden que los bajos comerciales vacíos se conviertan en viviendas