El área rebaja su presión hospitalaria con 31 ingresados menos, seis en UCI

Evolución de casos de Covid-19 en el área sanitaria coruñesa desde el 4 de marzo Fuente: Sergas/el ideal gallego
|

El área sanitaria de A Coruña y Cee logró ayer rebajar en 31 personas sus cifras de hospitalizados por coronavirus, de las que seis se encontraban en UCIs, lo que supone un importante descenso con respecto a los últimos días.


De esta forma, hay 43 personas en unidades de críticos –37 en el Chuac, dos en el Quirón y tres en el Modelo– y un total de 143 enfermos en planta (-25). Los infectados que sufren la enfermedad en sus domicilios suman 2.166 (-142) y las PCR realizadas el lunes fueron 1.290.


Los casos activos continúan a la baja y ayer se restaron del total 173 casos, quedando aún 2.351 activos. Los positivos confirmados en las últimas 24 horas fueron 58 (-3) y se notificaron xx altas, con lo que el acumulado de curados llega ya a los 23.600 ciudadanos.


El gerente del área sanitaria, Luis Verde, indicó ayer que retomarán “de modo progresivo” la programación quirúrgica no urgente y celebró que se han revertido seis unidades de hospitalización de las 13 que habían dedicado al coronavirus.


“Las medidas dan sus frutos”, sostuvo Verde, que arrojó el “dato significativo” de que en los hospitales del área no hay ningún usuario de residencias de mayores o centros para personas con discapacidad ingresado.

Así, explicó que quedan siete unidades de hospitalización con personas que padecen el virus, de las 13 que habían habilitado, y subrayó la “importante” reducción de los pacientes en la UCI, que son 42 en el área. “Vamos a tratar de recuperar la actividad ordinaria y la menos prioritaria”, comentó.


Contagios en residencias

En las residencias de mayores quedan cuatro usuarios y un empleado contagiados en A Milagrosa, cinco residentes y dos trabajadores del centro de atención a la discapacidad Pai Menni (Betanzos) y un miembro del personal del Centro de Atención a Personas con Discapacidad de A Coruña, indicó el Sergas. Además, ayer se comunicó un fallecimiento, el de un varón de 65 años ingresado en el Chuac con patologías previas.

En el ámbito escolar, el área coruñesa sigue siendo la más afectada y actualmente se contabilizan 443 casos activos (-16) y hay nueve aulas cerradas, una menos que en la jornada anterior. El CEIP San Francisco Javier, el Hogar de Santa Margarita y el IES Monte das Moas se encuentran entre los centros más afectados, con más de una decena de positivos.


La constante bajada en la incidencia, logrando más de un centenar de casos menos cada día esta semana, aporta esperanza con respecto al futuro. A Coruña y Cee se quedarán hoy, previsiblemente, rozando los 2.000 casos, cifras de hace semanas.


Por ello, Luis Verde agradeció “el trabajo hecho por los profesionales sanitarios” y también aseguró que “la colaboración de la ciudadanía hizo que llegáramos a doblegar la curva”.


En este sentido, indicó que el cribado masivo de A Coruña tuvo “más de 60% de participación” y detectó “más de 300 casos”.


Las nuevas medidas para contener el virus comienzan mañana con la apertura de la hostelería hasta las 18.00 horas, que únicamente podrá operar con terrazas y un aforo del 50%. Además, se permiten las reuniones entre no convivientes con un tope de cuatro personas, el mismo que para hacer deporte. Las instalaciones deportivas volverán a abrir sus puertas y estará permitida la movilidad dentro del área sanitaria de A Coruña, exceptuando los municipios de Corcubión, Curtis y Ponteceso, en nivel máximo. 


Los primeros docentes inmunizados en A Coruña se ven “afortunados”

El área sanitaria de A Coruña y Cee inició ayer el proceso de vacunación de los profesores, de modo que los primeros en recibir la dosis se ven “afortunados” y celebran la “protección” que se les proporciona para contribuir a frenar la propagación del virus. “Somos afortunados por ser de las primeras personas en vacunarnos”, dijo Rubén Hernández, docente del colegio Víctor López Seoane de A Coruña, que recibió la primera dosis de la cura de AstraZeneca.


Además, reconoció que el fármaco provoca “inseguridades” por la “sobreinformación” existente, pero incidió en la importancia de “asistir” al proceso de inmunización. La campaña de inmunización continuará estos días para todos los docentes de Galicia. 

El área rebaja su presión hospitalaria con 31 ingresados menos, seis en UCI