Galicia baja las cifras de la tercera ola con un descenso más lento en las UCI

Un alumno y un profesor, disfrazados en un aula del colegio CEIP As Mercedes, con motivo del Entroido | brais lorenzo
|

Galicia continúa con el descenso de la tercera ola del Covid-19, con menos casos activos (-749) y menos contagios (-29) que el día anterior, según los últimos datos actualizados, que muestran que la bajada en las unidades de críticos es más lenta, con seis ingresados menos, hasta los 228 pacientes.


Según el último parte del Sergas, Galicia registra 15.894 casos activos y 648 nuevos contagios. Asimismo, 24 nuevas muertes por Covid-19, que corresponden a esta jornada y a otras anteriores, y que incluyen fallecimientos en residencias a las que hubo que apercibir para facilitar los datos, algunos incluso correspondientes al último noviembre, elevan a 2.080 los fallecimientos totales.


Sube, sin embargo, la positividad, que se sitúa de nuevo por encima del 6% en pruebas PCR tras realizar de 9.739 test, un 29% menos (-4.000) que el día anterior. Además se llevaron a cabo 11.032 test serológicos, 25 menos.


El repliegue de la pandemia se nota, aunque de una forma más atenuada, en la presión asistencial, pues son 1.084 las personas hospitalizadas, 61 menos que el miércoles, de las cuales 856 en planta (-55) y 228 en UCI (-6).


Además, hasta la fecha se contagiaron en Galicia por Covid-19 un total de 107.316 personas, de las que se recuperaron 89.382.


Por áreas sanitarias, la caída de los casos activos fue generalizada en la última jornada analizada, aunque hubo leves aumentos de nuevos contagios en Pontevedra (5), Vigo (9). Esta última ciudad se sitúa en 2.626 casos activos, 132 menos que el jueves, tras dar cuenta de 91 PCR positivas, 9 más; y la de Santiago, 2.188 casos activos, 171 menos, tras 52 PCR positivas, tres menos.


El área de Pontevedra reduce a 2.027 los casos activos (-114) tras 68 PCR positivas (5); la de Ourense a 1.569 casos activos (-130) tras 42 PCR positivas (-14); la de Lugo a 1.437 casos activos (-77) tras 62 PCR positivas (-9).


Por su parte, el gerente del área sanitaria de Lugo, A Mariña e Monforte de Lemos, Ramón Ares, reconoce que la situación mejoró en lo referente a la evolución de la pandemia gracias a las restricciones adoptadas por la Xunta para cortar las cadenas de transmisión, pero “aún queda mucho por bajar para llegar a una incidencia normalizada” del Covid-19 y “libre de un riesgo alto”.


De hecho, aunque en este momento la situación epidemiológica es “estable” y con una “tendencia a la baja en el número de casos”, la presión asistencial “sigue siendo alta”, explica. Sin embargo, aunque va bajando poco a poco, gracias a que el número de altas es superior al de ingresos, “lo que más preocupa es la UCI”, subrayó Ares, porque “ese efecto de la bajada llega más tarde”, dado que los pacientes, por su pronóstico, tienen “estancias más largas” en las unidades de cuidados intensivos.


Caída en las residencias

En otra línea, los casos de coronavirus entre usuarios de residencias de mayores gallegas bajaron ayer a 237 (25 menos), al registrarse 26 altas, seis fallecimientos y siete positivos, según informó el Servicio Gallego de Salud y la Consellería de Política Social.


Además, el número de empleados contagiados en geriátricos descendió a 103 (16 menos) tras comunicarse 17 altas y un positivo, el de un trabajador de la residencia Moledo de Vigo. Entre las altas destacan las de trece empleados de la Paz y Bien de Tui (Pontevedra).

Galicia baja las cifras de la tercera ola con un descenso más lento en las UCI