Los minoritarios de Abengoa se suman a las demandas contra la compañía

Towers belonging to the Abengoa Solar plant is seen at the "Solucar" solar park in Sanlucar la Mayor, near the Andalusian capital of Seville, southern Spain November 30, 2015. REUTERS/Marcelo del Pozo
|

Los accionistas minoritarios de Abengoa agrupados a través de la Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (Aemec) demandarán por lo civil a la compañía y a su consejo de administración por “daños y perjuicios”, según indicó el secretario general de Aemec, Javier Cremades.
La demanda se basará en el daño establecido en virtud del artículo 124 de la Ley de Mercados, que en su apartado 2 establece que, de acuerdo “con las condiciones que se determinen reglamentariamente, el emisor y sus administradores serán responsables de todos los daños y perjuicios que hubiesen ocasionado a los titulares de los valores como consecuencia de que la información no proporcione una imagen fiel del emisor”.
Cremades señaló que en el caso de Abengoa se ha vulnerado las previsiones de transparencia e información a los mercados que impone la Ley del Mercado de Valores, ya que la ley obliga a la compañía a transmitir “una información veraz que proporcione una imagen fiel del emisor”.
Además, no descartó adherirse a las acciones penales seguidas ante la Audiencia Nacional, en caso de prosperen, como acusación particular, y llegado el caso, solicitarán la apertura de una pieza de responsabilidad subsidiaria civil para ver compensados sus daños.
Asimismo, Cremades subrayó que también debería existir responsabilidad por parte de terceros –auditores– y del supervisor –la CNMV–, aunque en estos dos casos la demanda no se dirigirá contra ellos. “El supervisor es el policía que tenía que haber avisado del riesgo tan alto de una compañía de tal tamaño”, dijo.
Cremades, que señaló que los accionistas minoritarios de Abengoa pueden ascender a unos 50.000, afirmó que con este caso España “ha vuelto a ser un ejemplo de lo que no se debe hacer cuando se capta dinero de los ciudadanos”.
Mientras, portavoces de accionistas de Abengoa afirmaron sentirse “engañados y estafados” por la falta de transparencia de la compañía, reconociendo en algunos casos incluso pérdidas del 90% por la inversión en el valor. 
Mientras, el despacho Yvancos Abogados presentó en nombre de accionistas y bonistas una querella contra los miembros del consejo de administración de Abengoa y la auditora de la compañía sevillana Deloitte ante la Audiencia Nacional por la presunta comisión de varios delitos societarios.
Por su parte, el ministro de Economía, Luis de Guindos, aseguró que los acreedores públicos, entre ellos el ICO, Cofides y Cesce, tienen “instrucciones de analizar” si las “poco presentables” indemnizaciones de la cúpula de Abengoa anunciadas con anterioridad al preconcurso repercuten en el interés general.
El ministro aseguró que “no es cuestión de echarle culpa al Gobierno o a la banca” de la situación actual de Abengoa y que se trata de una empresa “viable y puntera” que recibe el 90% de sus ingresos del extranjero.

Los minoritarios de Abengoa se suman a las demandas contra la compañía