Galicia tuvo un clima subtropical

|

El Ideal Gallego-2011-06-11-013-7a511acc

  Reportaje de nagore menayo

Hubo un tiempo en el que el clima subtropical de Galicia permitió que los grandes caimanes poblaran las tierras del Eume.
Para quien le cueste creerlo, para quien sólo conozca las primaveras plomizas y los inviernos más que lluviosos de Galicia, la exposición “Palabras da Ciencia”, ubicada en la última planta de la Casa de las Ciencias, le ofrecerá pruebas irrefutables.
Un fósil de uno de estos caimanes, localizado en As Pontes, acompañado de explicaciones técnicas, un juego, y hasta el humor gráfico de una viñeta le ayudarán a confiar en esta afirmación científica.
La muestra, recientemente renovada, se volvió a presentar ayer, de la mano de la edil de Cultura, María Xosé Bravo, y el director de los Museos Científicos coruñeses, Xosé Antonio Fraga.
Se compone de seis secciones en las que recogen algunos de los términos científicos más difundidos por los medios de comunicación. Sin embargo, en esta actualización “se avanzó un poco más en su enfoque, abordando principalmente dos cuestiones: incorporar elementos que ayuden a interpretar la ciencia mediática, y acercarse más a los intereses de la ciudadanía en la ciencia”, apuntaba la concejala.
Cada una de las seis secciones incluye un conjunto de elementos que permiten aproximarse de diferentes formas a la información. Cada una cuenta con un elemento interactivo, que permite experimentar con cuestiones relacionadas con el ámbito; algunas fotografías de impacto; un objeto singular, instrumento científico o pieza natural de interés histórico; una fotografía, que ayuda a presentar hechos, relacionar conceptos y valorar factores. También se incluye una actividad de comunicación científica, que invita a una lectura crítica de las informaciones científicas que salen en los medios de comunicación y una viñeta de humor gráfico, que aporta un punto de vista distinto para comprender la actualidad.  
El director de los museos, Xosé Antonio Fraga, explicaba la necesidad de la renovación que planteó la exposición el pasado año. “Era necesario una transformación completa, profundizando en algunos objetos por dos razones fundamentales: para servir a la ciudadanía, y para buscar la manera de profundizar en los contenidos, renovar los contenidos que llevaban años aquí, así como sus formatos y diseñar una realidad permeable a la actualización constante”, subrayó el director.

Seis temáticas > “Cada una de las unidades temáticas corresponde a lo que los ciudadanos perciben como sus inquietudes”, continuó Fraga. En este sentido, se han diseñado las seis secciones: “El clima cambia”, “En busca de la energía”, “La tecnología cambia nuestra sociedad”, “La salud es lo que importa”, “Él inacabable empuje de la ciencia” y “Los desafíos de la naturaleza!.
Fraga puntualizó que no se trata de “abordar en profundidad lo temas, sino aportar elementos que sirvan de llamada de atención y que promuevan el interés de los ciudadanos”. Algunos de esos elementos curiosos que alberga la exposición son una pequeña colección de instrumentos sanitarios de los siglos XIX y XX, cedidos por el Hospital de Oza, y una actividad para que el visitante construya con piezas magnéticas un titular de prensa que quisiera ver.


 

Galicia tuvo un clima subtropical