Un Black Friday con menos afluencia de lo habitual ante el reinado de las compras online

Gente con bolsas de tiendas de ropa en la plaza de Lugo | patricia g. fraga
|

“Lo que se ha perdido este año no se va a recuperar”. Con estas palabras definía la presidenta de la Asociación Distrito Picasso, Belén Chaver, el Black Friday. Aunque la mayor parte de las firmas y comercios ya realizaron descuentos durante toda la semana, ayer fue el propio día de esta campaña importada de Estados Unidos. Como ya preveían los propios comerciantes, la afluencia en las tiendas fue menor de lo habitual y no hubo grandes aglomeraciones. Y es que solo algunas tiendas de moda acumularon largas colas en el entorno de la plaza de Lugo a primera hora de la mañana y a las 18.00 horas. El motivo, principalmente, se debe a que los coruñeses optaron, de forma mayoritaria, por realizar las compras a través de internet.

“La gente tenía ganas de descuentos, pero las ayudas al comercio no han sido suficientes y seguimos en una situación muy complicada. Con el Black Friday recuperaremos algo pero no nos pondremos al día”, sostiene Chaver, a la vez que pone sus esperanzas en el próximo año: “Esperamos que 2021 mejore”. A principios de esta semana el presidente de la Federación Unión Comercial Coruñesa (FUCC), José Luis Boado, ya anunciaba que este día tendría un gran peso online. “El hecho de que mucha gente prefiera no salir de casa ante la situación actual, o directamente no pueda, hará que decidan consumir de forma virtual”.

 

Consultas antes de comprar

Desde Coruña The Style Outlets destacaron que “los consumidores en estos momentos priorizan la seguridad y la racionalidad en las compras con visitas mucho más productivas”. Por eso, el centro comercial considera que “los clientes planifican mucho su visita, consultan más sobre ofertas, promociones, horarios de aperturas, etc. Van más directos a por lo que les interesa y pasan menos tiempo en el centro pero, su intención de compra es más alta cuando nos visitan”.

Un Black Friday con menos afluencia de lo habitual ante el reinado de las compras online