Levantarse y continuar

El gol de Cuenca en Balaídos hizo soñar pero finalmente el deportivismo despertó alfaquí
|

 El Deportivo regresa hoy a los entrenamientos en la Ciudad Deportiva de Abegondo con el objetivo de preparar, en dos días, el enfrentamiento de este domingo ante el Almería, un rival que últimamente puntúa en Riazor.
La plantilla ha sido citada a las diez y media de esta mañana en los campos de El Mundo del Fútbol. El choque de este domingo (Riazor, 17.00 horas) pasa por crucial para conseguir de nuevo tranquilidad clasificatoria, algo que había dado la victoria en Eibar, colchón para no entrar en posiciones complicadas de la tabla, si bien el equipo herculino lleva más tiempo ‘por abajo que por arriba’.
El equipo coruñés ha de experimentar en estos encuentros el crecimiento definitivo. Tras buenos minutos antes Granada y Rayo. Un partido bastante completo frente al Eibar, la debacle ante el Real Madrid y la buena segunda parte en Vigo (con fallos, eso sí) y un mejor tono físico en líneas generales, los de Víctor Fernández tienen ante sí un calendario duro pero sin ‘mihuras’ como el coloso blanco (que por otra parte ya no volverá a Riazor hasta la temporada que viene) y sin el derbi de Balaídos, un choque incierto de por sí. Esperan Almería, Valencia, Sevilla, Espanyol y Getafe.

Insua, en el horizonte
En el entrenamiento de hoy se verá si Insua puede entrar en la convocatoria así como las evoluciones de Lucas Pérez. El Depor no podrá contar ni con Salomao ni con Juan Domínguez, que tiene por delante dos o tres semanas para recuperarse de su lesión en los adductores.
Los últimos problemas defensivos del equipo de Víctor Fernández han hecho que salten las alarmas, ya que el Depor marca en todos los partidos, pero sólo en uno (Eibar) ha dejado la puerta a cero. Es posible que, en caso de estar en condiciones, Insua entre al menos en la convocatoria para el choque del domingo.
Por otra parte los entrenamientos dirán qué pasa con el debate que se ha abierto entorno a la portería deportivista. Ha voces que se erigen, desde aficionados a periodistas, pidiendo el cambio en la meta. Solicitan que se le dé la oportunidad a Fabricio en detrimento de Lux.
Víctor Fernández, experto en mil batallas y con años en los vestuarios, sabrá qué es lo mejor para el equipo coruñés. Nadie quiere probaturas, por otra parte, pues el Almería es un rival que debería caer en A Coruña para conseguir la momentánea estabilidad y la pasajera tranquilidad que en el fútbol casi nunca dura una temporada.

Levantarse y continuar