Las compañías que cotizan en Bolsa ganaron el año pasado un 26% menos por las desinversiones

|

Las grandes cotizadas españolas recortaron su beneficio un 26,1 por ciento en 2015, es decir, ganaron 7.341 millones menos que el año anterior. Los principales motivos de este descenso en las ganancias son las desinversiones y la caída del precio de las materias primas, según recoge “El Economista”. 
No obstante, la venta de activos afectó de forma diferente, según el momento en el que se haya realizado. Por ejemplo, hay firmas que recortaron su beneficio en 2015, dado que en el año anterior ganaron más dinero por los extraordinarios.
Un ejemplo de ello es Endesa, que ganó un 67,5 por ciento menos, dado que en las cuentas de 2014 se incluían las plusvalías por la venta del negocio de Latinoamérica a Enel. De hecho, en 2014 su beneficio aumentó un 77,6 por ciento por el mismo motivo. No obstante, si solo se tiene en cuenta el negocio de Endesa en España y Portugal, la energética presidida por Borja Prado ganó un 15% más.
Repsol, por su parte, registró unas pérdidas de 1.227 millones, al tener que provisionar 2.900 millones como consecuencia de la caída del precio del petróleo y de adaptar la valoración de sus reservas a la nueva realidad. Además de la petrolera presidida por Antonio Brufau, la caída del precio de las materias primas afectó mucho a ArcelorMittal, cuyas pérdidas crecieron 6.228,9 millones. De hecho, es la única compañía (junto con Indra, que presenta resultados el próximo lunes) que mantiene los números rojos del ejercicio de 2014.
Otro de los gigantes del Ibex que ganó menos en 2015 por las provisiones fue Telefónica. En su caso, el plan voluntario de reducción de plantilla supuso una provisión de 2.602 millones. La firma ganó un 8,5% menos por este motivo, pero si se excluyera dicha cantidad, su beneficio hubiera crecido un 30%.

Las compañías que cotizan en Bolsa ganaron el año pasado un 26% menos por las desinversiones