El Tribunal Supremo reduce de nuevo la condena al ladrón del Códice Calixtino

13 febrero 2015 página 37 / 04 diciembre 2015 página 29 SANTIAGO DE COMPOSTELA, 12/02/2015.- El principal sospechoso del robo del Códice Calixtino, Manuel Fernández Castiñeiras se sienta en el banquillo de los juzgados
|

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha reducido nuevamente la condena impuesta a José Manuel Fernández Castiñeiras, autor del robo del Códice Calixtino, y la ha fijado en ocho años y dos meses de prisión, frente a los 10 años de cárcel que había recibido en la sentencia de la Audiencia Provincial.
El Supremo emitió un auto de aclaración sobre la sentencia dictada por el mismo órgano en noviembre de 2015, en la que se reducía un año la pena de prisión de Fernández Castiñeiras, tras detectar un “error material en la cuantificación de la pena”.
La sentencia dictada en noviembre por el TS establecía para Fernández Castiñeiras una pena total de 9 años de prisión -un año menos que la de la Audiencia-, tras considerar que era más favorable para el reo incluir el delito de sustracción del Códice como robo continuado y no aplicarle una calificación de hurto.
Por ese motivo, la Sala de lo Penal impuso en aquel momento al exelectricista de la Catedral de Santiago una condena de siete años por robo continuado de dinero y documentos de la basílica compostelana, así como del Códice Calixtino. A mayores, sumó a esta condena dos años por blanqueo de capitales.
Sin embargo, el TS rectifica ahora admitiendo que hubo un “error” de “cuantificación” de la pena por delito continuado de robo con agravante, y apunta que la cuantía de esta pena “abarca desde cinco años y un día hasta seis años y tres meses de prisión”, y no “siete años y seis meses”, como se consideró en un primer momento.

crimen de xermade
El Tribunal Supremo también desestimó el recurso de casación interpuesto por Brais L.O., único condenado por los asesinatos de un hombre y su padre en Xermade (Lugo), y por lesionar gravemente a la madre, y confirmó la condena de 55 años y 11 meses de prisión dictada por la Audiencia Provincial de Lugo.
El tribunal del jurado consideró probado que había entrado en la casa de las víctimas en busca de dinero y drogas. Durante el asalto, mató a un perro de la familia, antes de matar a golpes a Eulogio H.R., y a su padre, Víctor H.P.; asimismo, causó lesiones muy graves a la madre.
La Audiencia condenó a Brais L.O. a 55 años y 11 de meses de cárcel, por dos delitos de asesinato, uno de robo con violencia, otro de lesiones, y otro de maltrato animal. También le impuso el pago de indemnizaciones por valor de más de 200.000 euros.
El alto tribunal desestima todos los motivos alegados. Así, entiende que la sentencia está motivada, que había pruebas para acreditar los hechos, y que mató con alevosía y ensañamiento. También cree que fueron bien aplicadas las agravantes de disfraz y de lugar despoblado.

El Tribunal Supremo reduce de nuevo la condena al ladrón del Códice Calixtino