Alemania, con nuevo récord de muertes, entra en su segundo confinamiento

Varias personas con mascarilla caminan por una calle de Berlín | FILIP SINGER
|

Alemania se adentró ayer en su segundo “confinamiento duro”, con comercios no esenciales y colegios cerrados, para tratar de atajar la pandemia, que dejó ayer casi un millar de muertos, la mayor cifra registrada. 

El país europeo que durante la primera ola apareció como modélico en su respuesta sanitaria y económica, se muestra desde hace semanas incapaz de aplanar la curva de contagios pese a las crecientes restricciones, en parte por las dificultades del Gobierno central y los regionales para consensuar medidas. 

La canciller alemana, Angela Merkel, consideró en una sesión de control al Gobierno en el Bundestag), que el Covid-19 es “el mayor reto social y económico” que atravesó la Unión Europea “desde su fundación”. 

El país más poblado de la UE comunicó 27.728 nuevos casos en las últimas 24 horas -cerca del récord de 29.875 del pasado viernes- y 952 muertes, según el Instituto Robert Koch (RKI), que sitúa las cifras absolutas en 1.379.238 contagiados y 23.427 fallecidos.

Desde ayer y como mínimo hasta el 10 de enero, todos los comercios en Alemania, salvo alimentación y farmacias, se suman al ocio, la cultura, el deporte y la restauración, que suspendieron su actividad en noviembre.

Colegios y guarderías, que el Gobierno alemán se puso a principio de curso como prioridad mantener abiertos, también se vieron forzados a suspender las clases presenciales.

Récord de muertes en Croacia
Por otro lado, en Croacia también se registran record de fallecidos, 92 en las últimas veinticuatro horas, su máximo diario desde el inicio de la pandemia, y 3.327 nuevos positivos, informó ayer el Gobierno croata.

Los nuevos casos muestra una tendencia a la baja con respecto a la pasada semana, cuando superaron los 4.000 en un día.

Parón en Dinamarca
En Dinamarca, la primera ministra, Mette Frederiksen, advirtió ayer  que “la situación es muy grave, existe transmisión comunitaria en todo el país y la sanidad está bajo presión”.

Por ello, su Gobierno anunció el cierre de centros comerciales y tiendas no esenciales en navidades, lo que unido al parón parcial de la vida pública vigente supondrá en la práctica una paralización de la actividad económica. 

Italia estudia más medidas
En Italia el Gobierno estudia ya medidas más restrictivas, aunque el primer ministro, Giuseppe Conte, descartó un confinamiento total como el alemán.

Italia registró 17.572 nuevos contagios de coronavirus en las últimas veinticuatro horas, el mayor aumento de la semana pero gracias a un mayor número de pruebas, y confirmó 680 fallecimientos, según el boletín de ayer del Ministerio de Sanidad.

Francia mantiene la alerta
El primer ministro francés, Jean Castex, advirtió que “el inicio de la campaña de vacunación contra el Covid-19 no será el fin de la epidemia” y por eso “seguirá siendo indispensable” continuar con las políticas de contención y con las restricciones.

Francia pasó de una situación de confinamiento nacional a un toque de queda nocturno entre las 20.00 y las 06.00 horas, que se mantendrá hasta el 20 de enero.

Descenso en Rusia
Por otro lado, Rusia registró en la última jornada 26.509 nuevos casos de coronavirus, lo que supone el menor incremento en una semana, informó ayer el centro operativo de lucha contra el Covid-19. El total de infectados llegó ayer a 2.734.454 personas. 
A su vez, en las últimas 24 horas fallecieron 596 personas en Rusia. De esta manera, el número total de decesos por Covid-19 asciende a 48.564. 

Test en República Checa
La República Checa comenzó ayer a hacer test rápidos de antígenos a su población para detectar y aislar infecciones con el SARS-CoV-2 asintomáticas, en medio del repunte de contagios registrado en las últimas cuatro semanas. Las pruebas son gratuitas y voluntarias. 
En las últimas 24 horas la República Checa registró 7.889 nuevos contagios por coronavirus, un 35 % más que hace una semana, y 2.713 casos más que la víspera.

Cierres en Ucrania
Mientras, Ucrania registró ayer 10.622 nuevos casos de coronavirus y 264 muertes por la enfermedad. Desde el inicio de la pandemia el país notificó 919.704 casos confirmados y 15.744 fallecimientos. Para frenar la curva, Kiev ha impuesto el cierre de sectores económicos no esenciales entre el 8 y 24 de enero próximos

Mientras, Portugal, en estado de emergencia, registró desde que comenzó la pandemia del coronavirus 5.733 fallecidos y 253.576 infectados.

Alemania, con nuevo récord de muertes, entra en su segundo confinamiento