Las primeras lluvias apenas afectaron al entorno natural de las Fragas do Eume

|

n Por el momento, las lluvias que cayeron ayer y el miércoles sobre el paraje natural fueron suaves y Meteogalicia espera que no caiga más agua durante la próxima semana.

Esto dará algo de tiempo a los técnicos para proteger el suelo quemado del parque natural. Asociaciones ecologistas y expertos universitarios subrayaron que una lluvia torrencial es el mayor peligro al que se enfrentan las Fragas, ya que si se producen lluvias fuertes el agua podría arrastrar grandes porciones del suelo lo que dificultaría la recuperación y pondría en peligro el propio río Eume e incluso las zonas marisqueras de su desembocadura, que se verían gravemente afectadas por el aporte masivo de nutrientes inorgánicos en el ecosistema acuático. Varias entidades solicitaron a la Xunta que ponga en marcha un plan para proteger el río y su estuario mediante barreras anticontaminación. El Gobierno gallego subrayó que antes de tomar esas medidas o las destinadas a evitar la erosión del suelo era necesario finalizar con las tareas de extinción del incendio, lo que se logró el miércoles.

Las primeras lluvias apenas afectaron al entorno natural de las Fragas do Eume