El Gobierno reitera que no se someterá a control del Congreso mientras esté en funciones

|

El secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón, informó ayer de que el Gobierno de Mariano Rajoy no acudirá al Congreso para someterse al control parlamentario porque, según aseguró, “ni puede ni debe” hacerlo al estar en funciones.
Ello incluye no solo las comparecencias específicas de miembros del Ejecutivo en Pleno y comisión, sino también las sesiones de control al Gobierno que la oposición quiere poner en marcha tras la Semana Santa.
Con esta decisión, se descarta que el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, acuda a la Cámara Baja para dar cuenta de la última cumbre europea, donde se alcanzó un preacuerdo UE-Turquía sobre refugiados.
Un asunto este sobre el que será el secretario de Estado de la UE, Fernando Eguidazu, quien informará a las Cortes el miércoles. Ayllón detalló que estas explicaciones no se enmarcan dentro del control al Gobierno porque se trata de una comparecencia “informativa y extraordinaria”.
El mismo argumento usó el secretario de Estado para justificar que el ministro de Asuntos Exteriores en funciones, José Manuel García-Margallo, compareciera ante la Comisión Mixta para la Unión Europea antes de Consejo Europeo que abordó el Brexit.
La Secretaría de Estado de Relaciones con las Cortes elaboró un informe en el que se sustenta la negativa del Gobierno a someterse al control de los grupos de la Cámara y que se esgrimirá siempre que la Cámara quiera citar a un miembro del Gobierno, sea el presidente o cualquier ministro porque, según Ayllón “no tiene ningún sentido”. Convocar al jefe del Ejecutivo en funciones sería tanto como hacerlo con cualquier expresidente.

El Gobierno reitera que no se someterá a control del Congreso mientras esté en funciones