Aplazan el juicio contra un sindicalista para que puedan declarar más testigos

|

El Ideal Gallego-2011-07-15-008-29826392

  a.b. > a coruña

  El juicio previsto para ayer contra un miembro de la CIG como implicado en los  disturbios que se vivieron en el complejo deportivo de A Barcala durante la huelga de sus trabajadores quedó pospuesto, ante la petición de la abogada de la defensa de llamar a declarar a tres nuevos testigos, presentes aquella mañana en el recinto cambrés.
La causa que alegó el fiscal para la suspensión, y que fue aceptada por la titular del juzgado de penal 5, la excesiva duración que tendría la vista, para la que el calendario de ayer tenía reservados treinta minutos. Así, aunque la letrada afirmó que las preguntas a los nuevos testigos serían “muy concretas”, la magistrada estimó más conveniente postergar la vista, en previsión de su duración y, como indicó el fiscal, por la “importancia” del asunto.
Los hechos por los que el miembro de la CIG estaba llamado a juicio se remontan a enero de 2010, durante los paros convocados por el personal de las piscinas municipales para reclamar mejoras laborales. El escrito de acusación vincula al acusado  al piquete que, en A Barcala, realizó pintadas en el exterior del polideportivo en las que podía leerse “Pechado por folga, convenio”. También se le culpa de ser uno de los que intentaron impedir que dos trabajadores se incorporaran a su puesto, y de haber participado en el lanzamiento de bengalas dentro de las duchas del recinto, y de un extintor en los vestuarios. Por todo ello, se piden para él cuatro años de cárcel, por un delito contra los derechos de los trabajadores.


 

Aplazan el juicio contra un sindicalista para que puedan declarar más testigos