Una nueva vía unirá la AP-9 y la N-VI para evitar retenciones en O Graxal

24 MAYO 2006 PORTADA CAMBRE.- LAS RETENCIONES DE TRAFICO SE SUCEDIERON A LO LARGO DE TODO EL DIA DE AYER EN LA ZONA PROXIMA A LA SALIDA DE LA PA-9 OPR A BARCALA DONDE POR PRIMERA VEZ NO SE COBRABA EL PEAJE A LOS USUARIOS
|

Una nueva vía unirá los accesos a la autopista AP-9, en A Barcala, (Cambre), con la carretera nacional N-VI, en Nós, (Oleiros), para evitar retenciones de tráfico en el núcleo de O Graxal, en la parroquia de O Temple.
Según fuentes de la Xunta, la Consellería de Medio Ambiente inició el período de exposición pública el proyecto del trazado de obra de este vial, que también se enlazará con la carretera provincial DP-1706.
Las mismas fuentes añaden que el objetivo de esta actuación es la de reducir las colas generadas por el tráfico en la zona de la carretera autonómica AC-211 que une San Pedro de Nós y el puente de A Pasaxe, en el tramo de Costa da Tapia, así como en el área urbana que une el ramal de la AP-9 hacia O Burgo y Oleiros, y que es utilizado por los vecinos de Cambre y Oleiros para acceder y salir de la autopista.
El proyecto diseña dos conexiones previstas en el plan sectorial de la red viaria de A Coruña y su área de influencia, aprobado en 2004, y que permitirán descongestionar el tráfico principalmente en O Graxal.
Para mejorar la circulación la Axencia Galega de Infraestruturas (AXI) recoge en este proyecto la creación de dos nuevos viales que conectarán con el enlace hacia O Burgo y Oleiros, situado en el punto kilométrico 7 de la AP-9, con el fin de evitar el paso de usuarios por la AC-211 y la carretera de Nós a Mabegondo.
El Ejecutivo autonómico destinará para esta acción viaria un presupuesto de más de 15,5 millones de euros y de la que se beneficiarán más de 55.600 habitantes de los municipios de Cambre y Oleiros. n

Una nueva vía unirá la AP-9 y la N-VI para evitar retenciones en O Graxal