El PP asegura que cada vez recibe más quejas vecinales para llevar al pleno

|

El grupo municipal del PP aseguró ayer que cada vez son más las quejas que recibe de la ciudadanía para que sean trasladadas al pleno de la corporación.
En este sentido, los populares recuerdan que en la última sesión, celebrada la pasada semana con carácter ordinario, ya se transmitieron por su parte varios ruegos que les hicieron llegar los vecinos, una práctica que, afirman, repetirán por esos mensajes que les llegan de los betanceiros.
Uno de los ejemplos que pusieron desde el PP es “la falta de planificación, en el trabajo, por parte del gobierno local”, lo que motivó que los sumideros de las calles del casco histórico se encuentren “en deficiente estado de limpieza”.
Una misma situación que el PP dice haber escuchado de boca de los vecinos de la Avenida de A Coruña. “Es evidente que este trabajo ya tenía que haberse llevado a cabo antes de que comiencen las lluvias”, lamentó el mayor grupo de la oposición.

otros desperfectos
Los populares aseguran haber estado en contacto con vecinos de muchas otras partes del municipio, como los de la parroquia de San Martiño, donde muchas de las bocas de riego situadas en la zona están “tapadas por la maleza que las rodea”.
Los residentes en la rúa da Cañota también se han puesto en contacto con el PP para denunciar que algunos ciudadanos estacionan sus vehículos de manera incorrecta –en la zona de carga y descarga–, lo que deriva en “taponamientos en el tráfico”.
Y así, subrayan desde el PP, una queja tras otra. “Dado el ritmo de trabajo del actual gobierno local, el número de ruegos aumenta progresivamente”, concluyeron. n

El PP asegura que cada vez recibe más quejas vecinales para llevar al pleno