La gestión de la cárcel y la ocupación de la Comandancia marcan el pleno

Miembros de la Marea a su llegada | quintana
|

El último pleno ordinario del año no estuvo exento de los habituales enfrentamientos y la campaña del PP en torno a la gestión de la antigua cárcel y la ocupación ilegal de la Comandancia de Obras fueron los asuntos que mayor discrepancia provocaron y con los que más se elevó el tono.
El equipo de gobierno planteó una iniciativa en contra de la campaña que el Partido Popular inició con el reparto de dípticos en buzones y redes sociales criticando al adjudicación de la prisión a Proxecto Cárcere, en un proceso que creen que estaba claro su ganador desde el principio.
La concejala de Participación, Claudia Delso, calificó como “lamentable e deliberada a campaña de acoso” por parte del PP y aseguró que en política “non todo vale” y que en el folleto se incluyen mentiras.
Rosa Gallego, portavoz del PP, aseguró que todo lo que se recoge en la publicación está contrastado y que en ningún momento habían criticado a Proxecto Cárcere ni a funcionarios, recordó que uno de los que aparecían en la fotografía de constitución de la agrupación es ahora director de área en el Ayuntamiento, sino al proceso de adjudicación.
La Marea había registrado una moción en la que proponía una reprobación a Rosa Gallego como máximo responsable del grupo municipal popular, poner de manifiesto “a gravidade” de las acusaciones realizadas por el PP y exigir una rectificación y disculpas de la formación por su “campaña de difamación”, pero al final estos tres fueron reemplazados por uno único en el que se pedían las disculpas del PP por una “campaña de desprestixio”.
El cambio, que se realizó a última hora, se produjo por la previsible falta de apoyo que iba a tener el Gobierno local, que de esta manera se aseguró que saliese adelante, como así fue. Este cambio no se libró de las críticas de Gallego, que tildó de “cobarde” la maniobra. Además, la portavoz del PP afirmó que acudirán a los juzgados por la concesión.
El PSOE se mantuvo en un plano más neutral, aunque definió como “chapucero” el procedimiento que se había seguido y defendió que se debía haber firmado un “convenio singular” con Proxecto Cárcere. Mientras, el BNG defendió la adjudicación a esta entidad.

La Insumisa
Los populares solicitaron, por tercera vez en lo que va de año, el desalojo de la Comandancia de Obras, que cumplió recientemente un año ilegalmente ocupada. La portavoz de la formación, Rosa Gallego, culpó al Gobierno local, y en concreto al alcalde, Xulio Ferreiro, de haber permitido que se produzca esta situación desde hace un año.

Así, tildó de “casualidades” que la ocupación se produjese “cuando usted es alcalde”, en referencia a Xulio Ferreiro, “que haya concejales que estuvieron en el movimiento okupa”, y que se puedan perder “2,5 millones de euros de los presupuestos generales” para este espacio, por lo que instó a la Marea a dejar de “falar” con los okupas y proceder a “desalojar”.
También criticó que desde el Ayuntamiento no se haga nada a pesar de que se lleven a cabo “actividades y obras”. Así, hizo referencia a que avisó al alcalde antes de que se produjesen los actos de conmemoración del primer aniversario de la ocupación.
Por parte del Gobierno local se eludió hablar sobre el desalojo de este espacio y se explicó que está “practicamente definido o uso” que se le dará una vez que se lleven a cabo las obras para las que hay reservados 2,5 millones de euros en los presupuestos generales del Estado. Además, aseguró que la moción tiene “carácter oportunista” por el momento en el que se produce.
Mientras, el Partido Socialista se posicionó contra el modo en que el Ayuntamiento ha llevado este asunto. “Confiábamos en que el tema no tendría que volver a tratarse en el pleno por haber una solución rápida”, explicó José Manuel Dapena. El edil lamentó que este sea uno de los problemas “cíclicos y recurrentes” que acuden de vez en cuando al pleno y acusó al Gobierno local de “pasividad” ante la situación de la Comandancia de Obras. Además, presentaron una pregunta oral sobre los proyectos para este espacio.
Finalmente, el BNG declaró estar en contra de la moción de los populares, a los que acusó de haber abandonado el inmueble durante muchos años.

La gestión de la cárcel y la ocupación de la Comandancia marcan el pleno