Escotet espera que no salga adelante el impuesto a la banca

Juan Carlos Escotet presenta los resultados del banco en el primer semestre del año, este viernes, en Santiago de Compostela. EFE/ Lavandeira Jr.

El presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, ha mostrado este viernes su rechazo al nuevo impuesto a la banca que prepara el Gobierno y ha confiado en que su tramitación se paralice en el debate en el Congreso.

 

“Honradamente, confiamos en que esto no resulte aprobado en el trámite parlamentario”, ha señalado Escotet en la rueda de prensa en la que presentó el balance de resultados del primer semestre de 2022 en el que Abanca obtuvo un beneficio de 104,3 millones de euros.

 

Escotet ha puesto el foco en las consecuencias que este impuesto tendría para el sector bancario español, que se vería “claramente perjudicado” con una “pérdida de competitividad” dentro de la Unión Europea, por lo que “lo vemos con mucha preocupación”.

 

Además, el presidente de Abanca ha destacado la importancia que han tenido los bancos en la crisis económica derivada de la covid-19 ya que la liquidez de las entidades financieras “fue fundamental” para que el país y sus ciudadanos contasen con crédito.

 

“El crédito fluyó y se dieron facilidades”, ha recordado Escotet que considera que esta liquidez ha propiciado que “nos hayamos salvado de una recesión que podría haber sido muy seria” y, de este modo, se ha salvado a su vez, y a su entender, una enorme cantidad de empleo.

 

Por ello, en opinión del presidente de Abanca, “son demasiados los efectos en contra”, ya que esta propuesta “no tiene nada de positivo y no cumple con los criterios con los que fue teóricamente diseñada”.

 

Al mismo tiempo, Escotet también ha dicho que aunque “es prematuro hablar de una posible litigiosidad” del impuesto, no parece constitucional que se busque el gravar los beneficios con retroactividad ya que “hay algunas dudas sobre si se puede aplicar o no”.

 

Beneficios

 La entidad financiera Abanca obtuvo un beneficio de 104,3 millones de euros entre enero y junio de 2022, un 14,3 % más que en el mismo periodo del año pasado.

 

Además, el volumen de negocio ha crecido en más de 6.800 millones, un 6,6 % interanual, hasta superar los 110.000 millones.

 

Según ha informado la entidad, los componentes más recurrentes continúan aumentando su aportación a la rentabilidad, tal y como ha mostrado la mejora del 6,5% del margen básico. 

Escotet espera que no salga adelante el impuesto a la banca

Te puede interesar