C. Tangana desata el éxtasis con su sobremesa en un Coliseum lleno que vuelve a vibrar

Con traje de raya diplomática, gafas de sol y pañuelo de seda, el artista “enloqueció” al público coruñés | JavieR Alborés

El Coliseum recuperó ayer las actuaciones con público de pie con el concierto de C. Tangana, aunque a este nada le habría impedido levantar a los más de 8.000 asistentes de sus asientos.


“El Madrileño” sirvió un espectáculo de calidad que invitó a disfrutar de toda una experiencia audiovisual marcada por una fusión de estilos, juego de luces y sombras y una puesta en escena con mesas de restaurante, como si de una sobremesa entre amigos se tratase. Así, el escenario se convirtió, de repente, en un set de rodaje de una película que gusta a todos los espectadores.


La fiesta comenzó con un inicio inesperado, cuando Tangana interpretó una versión de “Still rapping” ante los gritos de emoción del ya entregado público, que dio paso al protagonismo que tomó la orquesta musical y que rindió a sus pies a los allí presentes.


Ejerciendo de maestro de ceremonias, entre trago y trago, “Pucho” se presentó con un traje de raya diplomática, gafas de sol, un pañuelo de seda, cadenas de oro y una camiseta de tirantes. Toda una imagen de gángster americano que se transforma cuando canta bachata, rumba o flamenco. Una polivalencia que no se ve todos los días encima de un escenario, donde incluso había un camarero sirviendo las copas.


El espectáculo

Durante las dos horas que duró el concierto, el artista recorrió todas sus facetas. La más urbana contó con temas como “Tranquilísimo”, “Llorando en la limo” o “Yelo”, pero, sin duda, los que desataron el éxtasis en el Coliseum pertenecen a su último álbum, el más vendido en España en 2021: “Los tontos”, “Ingobernable”, “Nominao” o el ya himno “Tú me dejaste de querer”.


Hubo incluso espacio para marchas de Semana Santa por parte de la orquesta o versiones de ritmos latinos como el “Suavemente” de Elvis Crespo, esa canción que “te gusta y siempre pones al final de la fiesta”. No faltó, tampoco, el coreado “Ateo”, donde Tangana comparte protagonismo con la argentina Nathy Peluso. A Coruña, la única ciudad gallega en la que recala la gira, disfrutó de una treintena de canciones para celebrar el primer aniversario de “El Madrileño”, que supuso todo un hito en la carrera de Antón Álvarez. El álbum, que acaba de ser reeditado, cuenta con colaboraciones que componen una armonía cercana al folklore.


En el coliseo coruñés sonaron “Noches de Bohemia”, “El corazón partío” de Alejandro Sanz

La Húngara, Niño de Elche, Antonio Carmona, de Ketama, Kiko Veneno, Ed Maverick, Andrés Calamaro o Jorge Drexler son algunos de los invitados de honor a este revulsivo en el panorama musical, que demostró que el artista se atreve con el rap, la rumba, la bachata, el trap, el flamenco o lo que le apetezca en cada momento. Y en A Coruña, acompañándolo en el escenario, estuvieron La Húngara, Juan Carmona y Kiko Veneno, que se presentó “por sorpresa” para delirio del público, que volvió a llenar el Coliseum por primera vez desde el inicio de la crisis del covid-19.


“Está calentito aquí en Coruña”, proclamó el artista. Tanto, que alguna no dudó en quitarse la ropa interior y lanzarla al escenario. Él, con total naturalidad, se la colgó en un hombro.


“Sin cantar ni afinar tour 2022” recorrerá siete países, pero la ciudad tardará tiempo en olvidar esta experiencia que supuso el renacer de los grandes eventos en el recinto municipal.

C. Tangana desata el éxtasis con su sobremesa en un Coliseum lleno que vuelve a vibrar

Te puede interesar