miércoles 21/10/20

El director gerente de la Fundación Luis Seoane dimite por problemas internos

David Barro, director gerente de la Fundación Luis Seoane, anunció ayer que dejaba la institución debido a varias razones, entre las que destacan discrepancias con la otra directora, Silvia Longueira, y con el Ayuntamiento.

David Barro y José Manuel Sande, durante la inauguración de una muestra	aec
David Barro y José Manuel Sande, durante la inauguración de una muestra aec

David Barro, director gerente de la Fundación Luis Seoane, anunció ayer que dejaba la institución debido a varias razones, entre las que destacan discrepancias con la otra directora, Silvia Longueira, y con el Ayuntamiento.
La decisión se hizo pública ayer, pero Barro ya había transmitido su intención al Patronato de la Fundación el pasado mes de julio, y que se hará efectiva el día 24 de este mes por “escisión causal de su contrato por incumplimiento”.
Una de las principales razones esgrimidas por el director gerente es “la imposibilidad de convivir compartiendo la dirección con la directora Silvia Longueira”, ya que ello supone “que sería aceptar actitudes graves e inaceptables por cualquier profesional”.
Barro acusa a Longueira de “querer aferrarse a un cargo de manera vitalicia utilizando métodos poco éticos como realizar grabaciones no consentidas a una serie de patronos en sus espacios privados aprovechándose de su amistad y confianza”.
Además, David Barro considera que recibió “injerencias políticas” por parte del presidente del Patronato, el concejal José Manuel Sande. Así, culpa al edil de encargar o autorizar “a la directora una serie de actos y exposiciones sin la aprobación previa de los miembros del Patronato y del director gerente”, situación ante la cual apunta a una pérdida de confianza en su “principal interlocutor”. También dice que Sande tenía que haber tomado medidas preventivas sobre el funcionamiento de la entidad.
Finalmente, también señala la “maltrecha situación económica” de la fundación como otro de los factores. Barro explica que la organización comenzó el año con un “recorte económico” por parte del Ayuntamiento, a lo que se han unido otras circunstancias como el tener que pagar dos salarios de dirección y “hacer frente al coste que supuso el despido nulo de la directora, una cantidad de 144.648 euros, además del coste de los abogados”.
Barro indica que esta cantidad fue tomada del dinero previsto para la programación y también obligó a solicitar un crédito devuelto en mayo.
El director general de la Fundación Luis Seoane también indica que estos problemas económicos supusieron la cancelación o el retraso de algunas exposiciones, entre otros proyectos.
A pesar de su salida, David Barro explica en su comunicado que muestra su “total” apoyo a la institución y “su compromiso con el legado y su reconocimiento personal para con el equipo de la Fundación, a quien califica de exigente y competente, agradeciendo su trabajo y disposición en estos años”.
David Barro fue elegido en febrero de 2014 como director gerente de la Fundación Luis Seoane después de participar en un concurso público al que se presentaron 37 candidatos.
La exposición Breves Episodios, en colaboración con la Fundación María José Jove, será su última presentación pública como máximo responsable.

Comentarios