miércoles 23/9/20

La corporación reclamará en un pleno las inversiones pendientes del Estado

El Ayuntamiento demanda al Adif que licite las obras de la estación de tren y a Hacienda que devuelva el IVA
Los concejales socialistas y de la Marea Atlántica charlan antes del inicio de la sesión plenaria | patricia g. fraga
Los concejales socialistas y de la Marea Atlántica charlan antes del inicio de la sesión plenaria | patricia g. fraga

La corporación coruñesa aprobó ayer la celebración de un pleno extraordinario para reclamar de manera formal al Gobierno del Estado todas las inversiones pendientes en la ciudad, como la reforma de Alfonso Molina, el tren a Punta Langosteira o la estación intermodal. La iniciativa partió de la Marea Atlántica y contó con el apoyo del PP y Ciudadanos, mientras que el PSOE y el BNG prefirieron abstenerse.

“A liña directa de Inés Rey coa Moncloa é fume. Ábalos non ten tempo para interesarse nin dar razóns e mentres tanto alcaldesa acompaña a Feijóo con proxectos que non teñen calendario pero que son moi vistosos a meses das autonómicas”, declaró la portavoz de la Marea, María García, haciendo referencia al nuevo hospital.

Para el representante del PSOE en el pleno, José Manuel Lage, la propuesta del grupo que gobernó María Pita en el anterior mandato instando a una sesión extraordinaria solo persigue “montar un circo” porque el Ayuntamiento, recordó, reivindica desde el primer minuto lo que le corresponde a la ciudad: “O importante é defender A Coruña sen importar as cores políticas; nós imos estar sempre cos intereses dos coruñeses”.

El PSOE tachó de “circo” la sesión propuesta por la Marea pero coincidió en defender los intereses coruñeses

El PP, por su parte, puso de manifiesto “el cese temporal de la convivencia” del pacto a la coruñesa, en alusión a la abstención del PSOE y el BNG en la moción de la Marea. “Entendemos que es bueno que el pleno se posicione y que se demanden estas cuestiones con firmeza”, destacó el nuevo edil del partido, Martín Fernández Prado, en su vuelta al Ayuntamiento, al mismo tiempo que echó en cara a la Marea que no “llamen a la puerta” de sus ministros en Madrid.

El portavoz del BNG, Francisco Jorquera, justificó la enmienda de su grupo a la moción por su preferencia de sustituir el pleno extraordinario por dos puntos en los que se instase al Gobierno a desbloquear los asuntos pendientes y pedir al Estado y la Xunta que “esgoten os mecanismos para reverter a venta das parcelas da Maestranza”. “Haberá que esperar a que o Goberno presente os orzamentos e o BNG vai ser vixiante”.

La edil de Ciudadanos, Mónica Martínez, justificó su voto a favor al coincidir con el “auténtico abandono” que sufre la ciudad por parte del estado. “Na súa visita, Ábalos se comprometía a traballar para que esta terra deixase de ser periferia, que xa di bastante, e non tivo nin un só xesto”, indicó.

Intermodal

La futura estación intermodal, una de las deudas del Gobierno central con la ciudad ya que el Adif todavía no licitó su parte del proyecto correspondiente y acaba de presentar peticiones al Ayuntamiento que demoran la firma del convenio a tres bandas, tuvo ayer una moción a parte por iniciativa del grupo popular que también salió adelante con las abstenciones de la Marea  Atlántica y el BNG.

“Creemos que hay que exigirle al Adif comprmisos que tiene con esta ciudad que tiene que cumplir porque como no apuremos tampoco llegaremos a que esté la estación en 2022”, aseguró Fernández Prado.

Tanto la Marea Atlántica como el BNG rechazaron la petición del Administrador de Infraestructuras Ferrioviarias sobre la ampliación de espacio para uso comercial y el concejal de Urbanismo, Juan Díaz Villoslada, quiso dejar claro que las demandas del órgano pasan por ganar zonas para uso ferroviario y no para uso lucrativo y demandó la pronta licitación de la estación de tren.

Deuda

Dos de las mociones de la sesión, una de Ciudadanos y otra del PP, fueron relativas a la devolución del IVA de 2017 por parte del estado a las comunidades autónomas y ambas recibieron el apoyo unánime de la corporación.

A este respecto, la Cámara de Comercio de A Coruña anunció también ayer que, “ante la negativa” del Ministerio de Hacienda de abonar los 200 millones de euros a Galicia, la entidad “está preparada para demandar a la Administración central por los perjuicios que esta negativa supondrían para la economía gallega”.

Comentarios