¿Quién le pone el cascabel al gato?

Una persona compra un test de antígenos | ep
|

Será esta tarde cuando sepamos qué tipo de navidades vamos a tener. Lo decidirán los presidente autonómicos, pero cada minuto que pasa, parece más evidente que no habrá unanimidad y que es muy probable que tengamos que convivir con medidas restrictivas. Desde luego, la situación de Galicia no es como la catalana. Allí hablan de imponer de nuevo el toque de queda y cerrar el ocio nocturno. Lo hacen, curiosamente, unos días después de que el Gobierno de la Generalitat impulsara una multitudinaria manifestación contra la sentencia que obliga a impartir el 25% de la enseñanza en castellano. Pero ya se sabe que entre la salud y la república, los secesionistas siempre elegirán la república. La cuestión es que los contagios no se frenan y el incremento en el número de positivos comienza a dejar sentirse también en el número de pacientes ingresados en los hospitales. No es que estemos a punto del colapso, pero es cierto que uno de los sectores que más está notando esta saturación es la atención primaria, a la que llegan pacientes de coronavirus con síntomas de catarro y pensando que lo suyo es un resfriado. Veremos si hoy alguien se atreve a ponerle el cascabel al gato.

¿Quién le pone el cascabel al gato?