Alaska y Mario clavan el mensaje

Alaska y Mario, divos | EFE

Parece que a los futboleros no les ha gustado demasiado la canción oficial de la Copa del Rey, interpretada por Alaska y Mario Vaquerizo. Que las rimas les parecen un poco fáciles, dicen. Los mismos que gritan desaforados “lolololo” como máxima manifestación de composición poética. Vamos a ver, habla de lucha, de respeto, de rivales pequeños, de soñar, de ganar y de celebrar. Tiene todos los ingredientes del discurso de cualquier jugador o entrenador, qué más quieren. Y además, ni que el ‘Waka-Waka’ o ‘La copa de la vida’ fuesen obras maestras de la literatura hechas canción...

Alaska y Mario clavan el mensaje

Te puede interesar