Detienen a una banda que traficaba en una casa okupada de O Castrillón

El despliegue policial tuvo lugar el miércoles en la calle de la Cerca

El barrio de O Castrillón se libró de un punto de narcotráfico esta semana. La asociación de vecinos del barrio había denunciado la presencia de toxicómanos en la calle de la Cerca (curiosamente, la misma donde tiene su sede la entidad vecinal), así que la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (Udyco) de la Policía Nacional montó un dispositivo de vigilancia. La operación culminó el miércoles, cuando la Policía realizó una redada en el número cinco de la calle Cerca, acompañado por perros rastreadores de la Unidad de Guías Caninos, y detuvo a los tres integrantes de la banda de traficantes. A los sospechosos se les incautaron pequeñas cantidades de heroína, cocaína, hachís, una pistola real con munición, un par de puños americanos y dinero en efectivo.


La asociación de vecinos O Castrillón-Urbanización Soto IAR, reconoce haber trabajado codo con codo con las autoridad. Su presidente, Ramiro Otero, explicó: “Llevamos tiempo trabajando con ellos, denunciándoles puntualmente las situaciones que veíamos pero lo hicimos en silencio por miedo de que el conocimiento público lo echara a perder”. Los agentes de la Udyco esperaron pacientemente a estar razonablemente seguros de que los traficantes tuvieran una cantidad significativa de drogas en su poder. “Nos decían que no podían coger algo pequeño: de lo que se trataba era de buscar pruebas importantes. Desde luego, desde la asociación de vecinos, alegrarnos y darles nuestra felicitación”. En el lado negativo, no hubo una gran aprehensión de droga.


El problema no se acaba

De todos modos, la lucha contra la droga en el barrio, como señaló Otero, no termina con esta operación, dado que hay más de una manera de atacar el problema de la marginalidad asociado a las viviendas okupadas. Para los vecinos, una vez se expulsan a los okupas de las casas de las que se apropiaron (muchas de ellas inmuebles deshabitadas desde hace años y mal estado, a la espera de su derribo), es importante tomar medidas para que no se reproduzca el problema: no es extraño que una casa sea ocupada una y otra vez. A veces, por las mismas personas.



En esto, esperan contar con la ayuda del Ayuntamiento para que anime a los dueños de los inmuebles a tapiar los accesos: “Creemos que es necesario tapiarla para que no vuelva ocurrir”.


45c9e0cc 09cc 47aa 8052 f7b1b4a0091c


Detienen a una banda que traficaba en una casa okupada de O Castrillón

Te puede interesar