Igor Yebra | “Lo bonito es que el que venga detrás no luche por lo mismo que luchaste tú”

El bailarín y coreógrafo Igor Yebra | CEDIDA
|

El bailarín Igor Yebra ha tenido la oportunidad de transmitir emociones con sus espectáculos a habitantes de medio mundo, pero, por el camino, también encontró la manera de ayudar a los que venían detrás, dándoles consejos de lo que él había vivido. Es con esta segunda faceta con la que visitará la ciudad esta semana para, dentro del ciclo Mar en Danza, ofrecer dos masterclass, una mañana a los alumnos del conservatorio de danza, y otra el jueves, al público del teatro Colón.

Las dos clases tienen un objetivo común: “Dejar claro que esto es una profesión”, y no precisamente una fácil. Aprovechará los dos actos para “fijar conceptos”, tratar “de que les quede algo” y “explicarles lo que es la vida del bailarín y a lo que se van a enfrentar”.


El artista transmitirá a los más jóvenes su experiencia, explicando cómo es la vida de un bailarín “y a lo que se van a enfrentar” cuando desarrollen la profesión 



Yebra asegura que siempre ha tenido una máxima: “Intento dar el máximo de mí siempre”, ya sea sobre el escenario o en el ámbito educativo, porque además de las sesiones como las de esta semana, cuenta con una escuela en Bilbao, con más de quince años de vida. “Lo bonito es que el que venga detrás no tenga que luchar por lo mismo que luchaste tú”, asegura el bailarín.

La carrera del artista vasco no solo ha transcurrido por el mundo de la danza, sino que también ha hecho teatro, ópera, ha dirigido espectáculos y ha trabajado como mánager: “Uno no solo tiene que enfocarse en una sola rama, y eso es algo que también les transmito”.

Y es que, tras una larga trayectoria sobre los escenarios, ganándose los elogios de medio mundo, el arte de ayudar a otros conforta tanto, o más, y lleva a nuevos caminos. “El proceso de ayudar a alguien me causa satisfacción”, explica, y añade entre risas que durante la primera función de los alumnos de su escuela “tuve más nervios que cuando actuaba yo”.



Apoyos


El apoyo institucional es algo que a la danza en España siempre le ha faltado. Tras tantos años, Yebra señala que “me gustaría decir que ha habido un cambio radical, pero no es así”. Lo que sí ha cambiado es la materia prima, ya que cada vez hay “gente mejor y mejor formada” en el mundo de la danza.

Sobre el apoyo de las administraciones, hace un alto para agradecer al Ayuntamiento y a la Diputación por difundir y apoyar el ciclo. “Si más instituciones hicieran como en A Coruña, nos iría mucho mejor”.

Mientras tanto, Yebra mira al futuro inmediato, “porque lo más importante es lo que tengo ahora, que es la visita a A Coruña, después quién sabe”. Pero, aun así, cuenta con compromisos para 2022, como una visita al Colón de Buenos Aires, además de otra a Montevideo. 

Igor Yebra | “Lo bonito es que el que venga detrás no luche por lo mismo que luchaste tú”