La OCDE critica el abandono del ajuste automático de las pensiones

Manifestación de pensionistas en el País Vasco | EP
|

La OCDE critica que España haya abandonado un ajuste automático del sistema de pensiones como era el factor de sostenibilidad para sustituirlo por el llamado mecanismo de equidad intergeneracional que, según los cálculos conocidos, ni siquiera equivale a los costos de indexar las pensiones a la inflación.


En su informe bienal sobre pensiones, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) se muestra bastante severa con la reforma adoptada la semana pasada por el Congreso tras la derogación de la que llevó a cabo en 2013 el Gobierno de Mariano Rajoy, contra la que también carga por diferentes razones.


Explica que el mecanismo de equidad intergeneracional, que supone un aumento de las cotizaciones (de 0,6 puntos) durante un periodo de diez años para afrontar el aumento del gasto por la jubilación de las generaciones más numerosas del “baby boom”, se estima que permitirá recaudar en todo ese tiempo un 2,3% del producto interior bruto (PIB).


El problema es que al mismo tiempo la Comisión Europea ha calculado que solo la indexación de las pensiones a la inflación, que sustituye en la nueva reforma al mecanismo de revalorización de Rajoy, supondrá un sobrecosto anual equivalente al 1,4% anual del PIB en 2030 y del 2,6% del PIB al año desde 2050.


El responsable del estudio, Hervé Boulhol, pone el acento en que el mecanismo de equidad intergeneracional “da un poco de oxígeno a corto plazo, pero no está a la altura del problema de largo plazo” del sistema, y eso significa que “harán falta nuevas medidas”.


“En el horizonte de 2040-2050 hay un problema de recursos” por el rápido envejecimiento de la población en España y eso requiere “medidas estructurales”, repite Boulhol.


La OCDE hace notar que España forma parte de una minoría de países en la OCDE (un tercio del total) que no disponen de un mecanismo automático de ajuste que tendría más ventajas.


“Los mecanismos de ajuste automático presentan la ventaja de definir la dirección que deben tomar los regímenes, sabiendo que un cambio de orientación exigirá al menos explicaciones y pondrá en evidencia los compromisos”, resalta este informe, muy crítico con la situación española. 

La OCDE critica el abandono del ajuste automático de las pensiones