Lleida - Leyma | Vidas paralelas, rutas divergentes

Quinton Stephens y Obiri Kyei, en un lance del último partido contra el Lleida en Riazor que acabó con triunfo naranja (73-61). Fue el 28 de diciembre de 2018 | Pedro Puig
|

El Força Lleida aterrizó en la LEB Oro en la misma temporada, la 2012/2013, que el Leyma Basquet Coruña. Sin embargo, sus periplos está siendo bastante distintos, sobre todo en los últimos años.

Fundado en el verano de 2012, tomó el testigo del desaparecido Club Esportiu Lleida Basquetbol. Y debutó a lo grande, directamente en la segunda categoría nacional, y además con nota: séptimo. Dos puestos por encima del Leyma, que se hizo con el último billete para los playoffs al ganar en la última jornada, por 68-75, en... Lleida.

A partir de ahí, las rutas se separaron. La marea naranja jugaría cinco postemporadas más y se instaló en la aristocracia de la competición, donde permanece, mientras que el equipo catalán solo alargaría su curso en el 14/15, el único, de los seis primeros en Oro, que el Leyma no jugó las eliminatorias por el ascenso.

En la campaña 19/20, el Lleida estaba cuarto por la cola cuando la pandemia acabó con ella; en la pasada, el panorama empeoró: acabó jugando en Oro-Permanencia, donde solo fue mejor que los dos equipos que perdieron la categoría, el Real Canoe y el Tizona Burgos. En ambos ejercicios estuvo dirigido por Gustavo Aranzana, quien tampoco llegó a funcionar del todo en A Coruña.

La resurrección ha llegado esta temporada, de la mano de un técnico muy joven, Gerard Encuentra, de solo 31 años, y de un buen plantel que lidera el alero venezolano Michael Carrera, máximo anotador de la liga tras 9 jornadas consumidas, con 17.9 puntos de media. En la 20/21 jugó solo 7 encuentros, los últimos de la temporada, en los que promedió 13.9 tantos y 6.9 rebotes.

Thomas Schreiner, Mark Hughes, el exbaskonista Miguel González y Nacho Rosa son otros hombres importantes de un plantel al que se incorporó, justo antes del parón por las Ventanas FIBA, otro que tendrá mucho protagonismo, el pívot bahameño Shaquille Cleare, que ya había militado en el Lleida en las campañas 18/19 y 19/20.



Como en casa


Barris Nord es la cancha que mejor se le ha dado al cuadro herculino desde su ingreso en LEB Oro: seis victorias en ocho visitas, curiosamente el mismo balance que presentan los duelos en Riazor.

Muy distintos resultaron los primeros cara a cara, en la entonces Liga LEB, donde el Coruña daba sus primeros pasos en la élite y el extinto CE Lleida era uno de los equipos importantes. El BC solo se anotó su primer duelo en casa, por 85-69, el el curso 99/00. En el siguiente, el cuadro catalán arrolló en Barris Nord (94-60) y en la Polideportiva de Riazor 2 venció por 97-101, en el primer partido como local retransmitido en directo de la historia del Basquet Coruña.

El doblete de aquella temporada 00/01 entronca con la última campaña en que se enfrentaron, la 19/20, ya que es la única donde el Força Lleida ganó los dos duelos, y además con marcadores contundentes: 65-82 en el Palacio (1ª jornada) y 81-56 en Barris Nord (18ª). A pesar de ello, los de Gustavo Aranzana eran cuartos por la cola y los de Sergio García marchaban terceros, y en dinámica arrolladora, cuando la Covid-19 paró la liga.

El domingo volverán a verse las caras, 23 meses después, en el mismo escenario del último duelo, esta vez compartiendo balance de seis victorias y tres derrotas. 

Lleida - Leyma | Vidas paralelas, rutas divergentes