Subastados más de 3.000 kilos de centolla en el primer día de campaña

Gonzalo Abad, de Mariscos Abad, en la plaza de Lugo | patricia g. fraga
|

La centolla llegó ayer a la Lonja y los comercios coruñeses en su primer día de campaña, tras levantarse la veda, y lo hizo con la subasta de más de 3.000 kilos en el Muro y variedad de ejemplares de diversos tamaños.

Según el presidente de la Lonja, Juan Carlos Corrás, el precio medio fue de 13 y 14 euros, “un precio asequible que irá incrementándose conforme se acerque al Navidad, como es habitual”. Corrás destaca que la centolla gallega tiene una gran acogida y es un buen momento para adquirirla y congelarla de cara a diciembre debido a su “interesante precio”.



Alta demanda


Desde Mariscos Abad, en la plaza de Lugo, indicaban ayer que los clientes se interesaron por el crustáceo desde días antes. “Hubo demanda y hay variedad de piezas pero contábamos con más cantidad. El mar estuvo muy tranquilo los últimos días y eso no ayudó a que haya abundancia”, explica Gonzalo Abad.

El precio de las centollas más grandes llegó hasta los 24 euros en subasta, mientras que las de menor tamaño se movieron entre los 6 y 12, valores que irán creciendo en las próximas semanas, previsiblemente. “El año pasado en diciembre el kilo llegó a estar en 40 euros”, comenta Abad.

Este placero no aconseja, en cambio, congelar el producto a estas alturas. “Diciembre es el mes óptimo para ellas, yo esperaría”, apostilla.

Desde la Lonja, Juan Carlos Corrás ensalza la calidad de los ejemplares llegados ayer y confía en que el producto “tenga una gran acogida, porque eso también redundará en un mayor rendimiento para el pescador”. La clientela de mercados como Plaza de Lugo estuvo pendiente durante la mañana de ayer de la llegada de la centolla a los puestos y fueron muchos los que quisieron catar las primeras capturas. 

Subastados más de 3.000 kilos de centolla en el primer día de campaña