El espectáculo de títeres de Spagueti y Mircromina imponen el silencio en la sala Gurugú

El espectáculo sorprendió por sus delicados movimientos| pedro puig
|

La sala Gurugú acogió ayer la función de los títeres Spaguetti y Mircromina “Historias para unha Man” en un espectáculo de cuarenta minutos sin palabras, compuesto de cuatro piezas: “O soño, A Pingueira, Historia con frores e o Impo”. Todas ellas conducidas por las manos que ponen y quitan del escenario.


Según la organización, si hay algo que de verdad llama la atención en esta obra es su delicadeza e aspiración a la hora de conmover al espectador con manipulaciones y movimientos.


Al prescindir de la palabra, el gesto se convierte en el único modo de transmitir la información “pois este espectáculo fala da forma máis poética de cousas sinxelas que nos pasan a cotío a calquera de nós”. 

El espectáculo de títeres de Spagueti y Mircromina imponen el silencio en la sala Gurugú