El Gobierno prorroga la declaración de impacto del tren a Langosteira

La intervención iniciada, con un presupuesto de 40.000 euros, se prolongará durante cuatro meses
|

El proyecto del enlace ferroviario del Puerto Exterior de A Coruña acaba de experimentar un nuevo avance con la concesión de una prórroga de dos años a la vigencia de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA), lo que evita la necesidad de una nueva.

Esta declaración había sido publicada en el BOE el 26 de junio de 2017, con una vigencia de cuatro años, por lo que caducaría el 26 de junio de 2021. Ante esta situación, el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana solicitó el pasado 31 de mayo la tramitación de la prórroga, lo que en ese momento ya interrumpía el plazo de caducidad.

Ahora, el Ministerio de Transportes confirma al Puerto de A Coruña que la Declaración de Impacto Ambiental se prorroga por dos años, facilitando así la continuación de todos los trámites que conlleva el proyecto.

En la resolución por la que se concede la prórroga, la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, indica que, basándose en la información que le proporcionó Transportes, y en las consultas realizadas a diferentes organismos de la Xunta, la Autoridad Portuaria y otras administraciones, “no se observan cambios de los elementos esenciales que sirvieron para realizar la declaración de impacto ambiental del proyecto”, por lo que procede su renovación.



Plazos


Este avance se suma a los trámites que llevó a cabo la Autoridad Portuaria en agosto para adelantar todos los plazos que sea posible para que la obra pueda licitarse antes de que acabe el año. Así, contrató el trabajo de actualización del proyecto constructivo y licitó la asistencia técnica de las expropiaciones, evitando de esta manera eventuales demoras en el desarrollo de este proceso. También solicitó los informes a los ayuntamientos de A Coruña y Arteixo, con respuestas favorables por parte de ambos.

El presidente de la Autoridad Portuaria, Martín Fernández Prado, subrayó la importancia del acceso ferroviario para completar la operatividad de Langosteira y apuntalar la competitividad de la dársena y de las empresas operadoras, de ahí que el organismo coruñés continúe en la línea de avanzar toda la tramitación. En este sentido, expresó su agradecimiento por la colaboración y excelente disposición que están mostrando todas las instituciones implicadas.

El hito más inmediato es el visto bueno del Ministerio de Transportes al convenio, que tendrán que firmar ADIF, Puertos del Estado, la Autoridad Portuaria y el propio ministerio, en el que se determinará la responsabilidad de cada uno en la ejecución de la obra. Una vez que se firme, podrá aprobarse el proyecto constructivo y comenzar el proceso relativo a las expropiaciones.

La conexión ferroviaria del puerto con la red general se sufragará íntegramente con fondos europeos Next Generation, con un presupuesto estimado en 171 millones e incluye el acceso norte, que unirá Punta Langosteira con A Coruña-Lugo-Monforte; la red interior del puerto; y, en una segunda fase, el acceso sur, que enlazará Langosteira con el Eje Atlántico, en dirección a Santiago, Ourense o Vigo. 



Comienza la rehabilitación del local que alberga las instalaciones de la baliza del dique de abrigo
I a Autoridad Portuaria de A Coruña inició la rehabilitación del local que alberga las instalaciones de la baliza situada en el extremo del dique de abrigo Barrié de la Maza. Las obras contemplan una intervención estructural en el forjado interior, el recrecido de la solera y la impermeabilización exterior del inmueble, así como la renovación de la instalación eléctrica, con un presupuesto total de 40.000 euros.
Estos trabajos, según indicaron desde el Puerto, son necesarios para mantener las instalaciones en las condiciones adecuadas y se prolongarán durante cuatro meses. En cualquier caso, para garantizar la seguridad, tanto de los profesionales que desarrollan las obras como de las personas que usan el dique para pasear, pescar o practicar ciclismo, el acceso al tramo final del espigón permanecerá cortado para el uso público hasta que finalicen por completo estas obras.
Con todo, tanto la baliza como el arco lumínico que sirven de señalización marítima para los navegantes no se verán en ningún caso afectados y mantienen su funcionamiento habitual. l


El Gobierno prorroga la declaración de impacto del tren a Langosteira