Se reducen un 17% las intervenciones de los socorristas debido al mal tiempo

La temporada de baño comenzó a mediados de junio | patricia g. fraga
|

El verano está resultando ser demasiado frío para algunos, pero tiene la ventaja de que también está resultando ser tranquilo. Pasado el primer mes de la temporada de baño, el número de intervenciones ha caído hasta los 84 incidencias, (un 17% menos de lo habitual) lo que sin duda se atribuye a esos días nublados que los coruñeses maldicen. En todo este tiempo, se han realizado dos rescates. En realidad, acompañamientos. Es decir, supervisar a bañistas que tenían problemas para regresar a tierra.

En uno de estos casos se trataba de una mujer fatigada y en el otro, de un hombre embriagado, ambos en la plaza de Oza. Sobre este punto, conviene resaltar que los socorristas han percibido un aumento de los bañistas que acuden a la playa bebidos, en diversos grados. A veces ha sido necesario llamarles al orden, pero no ha devenido en ningún problema serio.


Ligeramente frío y seco


En cuanto al tiempo, desde la Agencia Española de Meteorología (Aemet) califican este julio de “ligeramente más frío y seco de lo normal”. El portavoz de Aemet, Francisco Infante, señala que en el área coruñesa ha llovido solo el 80% de lo normal (aunque más que en el conjunto de Galicia, donde ha sido el 70% de lo nomal). Esto se debe a que, aunque ha llovido a menudo, las precipitaciones siempre han sido débiles.

Las temperaturas, en cambio, si han sido algo más bajas de lo normal, sobre todo las máximas pero, al mismo tiempo, las mínimas han sido algo más altas. “Solo que no lo percibimos porque ocurre cuando estamos durmiendo”, apunta el portavoz de Aemet. La temperatura media es de 19 grados centígrados, porque la media de las máximas es 22,1 y las mínimas, 15,9. “La diferencia ha sido muy poca, porque Galicia tiene una temperatura muy estable”, explica el meteorólogo que advierte que, por el momento, los cielos nublados seguirán siendo la tónica dominante. 

Se reducen un 17% las intervenciones de los socorristas debido al mal tiempo