Feijóo reivindica la gestión autonómica tras la marcha atrás en las restricciones al ocio y pide "respeto" al Gobierno

Alberto Núñez Feijoo
|

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha reivindicado este martes la gestión de las autonomías contra la covid-19 frente a un Gobierno central "desaparecido" salvo "alguna entrada o salida sorprendente" y, con el foco en la reciente marcha atrás del Ministerio de Sanidad sobre las restricciones para la hostelería y el ocio, ha pedido "un poco de respeto" a las comunidades.


Un día después de avanzar que la Xunta podría acudir al Tribunal Constitucional si el Ministerio no rectificaba las medidas y después de trascender que este trabaja en un nuevo documento para plantear a las comunidades, el presidente gallego ha aprovechado su intervención en un desayuno organizado por Nueva Economía Forum en Madrid para cargar de nuevo contra la gestión de la pandemia por parte del Ejecutivo de Pedro Sánchez.


Así, ha aludido a los cambios de postura en diversas cuestiones y ha puesto el reciente ejemplo de las últimas restricciones, pero sobre todo, le ha acusado de dejar "solas" a las autonomías durante la mayor parte de la pandemia y después de reaccionar "tarde" por un "fallo estrepitoso" del sistema de alertas en España.


En este punto, ha esgrimido que las autonomías tomaron el mando y actuaron con "lealtad" con el Gobierno central acudiendo a su llamada cuando se les convocaba aunque fuese para "oír un extracto de la rueda de prensa del día anterior". Y es que Feijóo, quien ha rechazado que la política sea "confrontación", ha asegurado que hay "algunos", entre los que se ha incluido, que intentan practicar "la concordia".


Así, ha esgrimido que la Xunta, al igual que otros ejecutivos autonómicos, planteó por ejemplo la necesidad de impulsar una ley para gestionar la pandemia e incluso hizo un papel "asesor", dado que remitió una propuesta al Ejecutivo estatal. También ha resaltado la "anticipación" de la Xunta con varias medidas o el impulso de un comité de expertos para sustentar las medidas sanitarias.


Pero enfrente ha esgrimido que las autonomías se encontraron con improvisación. "Ahora el Ministerio va a dejar sin efecto la resolución sobre la hostelería que se le ocurrió imponer hace unos días", ha ejemplificado.


"NO IMPONER": LA ACTITUD "RAZONABLE"
En este punto, se ha mostrado muy crítico con que el Gobierno "apareciese" en el mes de junio para "resolver el tramo final de la pandemia" después de "hibernar durante la segunda y la tercera ola".


A renglón seguido, ha tirado de símil futbolístico y ha comparado la pandemia con un partido y al Gobierno con quien quiere salir "cuando quedan diez minutos para el final" para "subir al palco a coger la copa". "Un poco de respeto a la gestión de la pandemia y a los comités autonómicos", ha reivindicado.


Y es que, bajo su punto de vista, si los gobiernos autonómicos han estado "solos para lo peor", parece "razonable" que ahora el Ejecutivo no les "imponga" medidas o que al menos "acuerden" los siguientes pasos a dar con las comunidades.


SITUACIÓN ECONÓMICA
Además, el presidente gallego ha realizado un balance de la situación económica. En relación a este punto, ha subrayado que, en el caso concreto de Galicia, la pandemia interrumpió una senda de crecimiento continuado, con un crecimiento medio anual del PIB del 2,8% desde 2015.

Con todo, ha incidido en que la Comunidad resistió mejor que la media de España, liderando la caída del paro y con una subida de las exportaciones en el primer trimestre de casi un 11% --más del doble que la media nacional--.


Para reflotar la economía, Feijóo ha enumerado las medidas adoptadas en la Comunidad y el papel de los expertos económicos con los que ha contado su Gobierno, pero también trasladó la preocupación ante la crisis industrial acelerada por una transición energética abrupta, que "pone en riesgo miles de empleos en la Comunidad en el ámbito energético, forestal y en la cadena mar-industria".


"Hay una serie de tensiones que nos preocupan en el ámbito de las materias primas y del transporte", ha abundado, refiriéndose, a modo de ejemplo, a la falta de microchips en el ámbito de la automoción y al incremento de los precios en el transporte de contenedores.


En este escenario, Feijóo ha recordado la oportunidad que para la reactivación de la economía conllevan los fondos europeos Next Generation, haciendo hincapié en la inquietud que supone el hecho de que el Gobierno central "siga sin dar a conocer los criterios de reparto". Al respecto, ha insistido en la importancia de la concurrencia competitiva.


Feijóo reivindica la gestión autonómica tras la marcha atrás en las restricciones al ocio y pide "respeto" al Gobierno