Ferreiro ya prepara una gira por los concesionarios

|

CUANDO Negreira ganó las elecciones y Xulio Ferreiro, el Varoufakis de A Gaiteira, fue nombrado alcalde, la Compañía de Tranvías ganó un pasajero, al menos durante unos días, justo el tiempo que necesitó el nuevo regidor para arrepentirse de haber renegado de los privilegios de su cargo. Después... después ya empezó a utilizar otros medios de transporte y llegó incluso a desplazarse a Vigo para ver un partido del Deportivo en un coche de la Policía. Y debió de gustarle, porque en cuanto le tocó viajar a Portugal le pasó el plumero al Audi del Concello. Podía haber recurrido a BlaBlaCar, por aquello de la economía colaborativa, pero prefirió la tecnología alemana y el chófer de la casa. Y menos mal que Negreira no usaba ese vehículo, porque si no hubiese llevado la culpa de ese muelle que está suelto en el asiento trasero y que tan mal viaje le dio a Ferreiro. Tan incómodo estuvo que, aunque aseguró que recurrir al Audi había sido un hecho excepcional, ya ha anunciado que va a renovar el parque móvil municipal. A ver si cuando lo cazaron jugando al Candy Crush realmente quería meterse en la web de Mercedes... FOTO: ferreiro, de performance en un autobús de la compañía de tranvías | aec

Ferreiro ya prepara una gira por los concesionarios