Masmovil lanza una OPA amistosa por Euskaltel

El grupo asegura que mantendrá el empleo y la sedes social de R en Galicia, así como las marca.
|

El Grupo Masmovil ha lanzado una OPA amistosa por Euskaltel por casi 2.000 millones y cuenta con el apoyo de los tres principales accionistas del grupo vasco.


La OPA, comunicada este domingo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el regulador bursátil, es de 11,17 euros por acción, lo que supone una prima del 26,8 % sobre el precio medio de las acciones de Euskaltel de los últimos seis meses.


La oferta, vinculada a conseguir al menos el 75 % de las acciones y la pertinente autorización de los reguladores, cuenta ya con el apoyo de los tres principales accionistas de Euskaltel: el fondo de inversión británico Zegona, Kutxabank y corporación Alba, que suman el 52,32 % de las acciones.


Masmovil ha asegurado en un comunicado que mantendrá el empleo y las sedes sociales de Euskaltel y Masmovil en el País Vasco y la de R en Galicia, así como las marcas R (Galicia), Telecable (Asturias), Euskaltel (País Vasco y Navarra) y Virgin Telco (resto del territorio nacional), con las que opera el Grupo Euskaltel.


La operadora, con sede en Gipuzkoa, pagará la OPA en metálico y se convertirá en el cuarto grupo de telecomunicaciones de España (tras Movistar, Orange y Vodafone) y el que ha tenido una mayor crecimiento en los últimos años.


A pesar de que la oferta no es una OPA de exclusión, Masmovil ha anunciado en una nota su intención de promover la exclusión de negociación de las acciones de Euskaltel de la Bolsa.


La suma de Masmovil y Euskaltel dará lugar a un grupo con cerca de 14 millones de líneas, unos ingresos estimados de aproximadamente 2.700 millones, 26 millones de hogares conectados con fibra, y más de 1.500 empleados, con "fuerte presencia en todo el territorio nacional y capaz de afrontar las fuertes inversiones necesarias para seguir compitiendo en el mercado español de las telecomunicaciones, ha sostenido Masmovil.


La operación ha sido financiada por un sindicato de bancos entre los que figuran BNP Paribas, Banco Santander, Barclays, Deutsche Bank y Goldman Sachs.


Masmovil ha contado en esta operación con el asesoramiento legal de Clifford Chance, Castañeda Abogados y Evergreen Legal, y han actuado como asesores financieros BNP Paribas, Goldman Sachs y Barclays, mientras que Euskaltel ha contado con Citigroup como asesor financiero y con Uría Menéndez como asesor legal.


Además, la empresa oferente ha destacado la complementariedad de ambas compañías, ya que Euskaltel está más centrada en el mercado regional del norte de España y Masmovil en una implantación nacional.

“Estamos muy ilusionados con esta operación por incorporar el excelente equipo de Euskaltel y estamos convencidos de que la operación que hoy anunciamos avanza en el crecimiento del sector en España y es buena tanto para los accionistas de Euskaltel y sus empleados como, sobre todo, para sus clientes, ya que van a poder beneficiarse del acceso a nuestra infraestructura de fibra y móvil, así como de un aumento de las inversiones en los territorios en los que opera”, ha dicho el consejero delegado de Masmovil, Meinrad Spenger.


La empresa con sede social en San Sebastián ha asegurado que se trata de "un proyecto industrial sólido, con vocación inversora y complementario geográfica y comercialmente".


La adquisición posibilitará, según el grupo oferente, "acelerar las inversiones necesarias a nivel nacional en la red de fibra óptica y 5G" y "reforzar el compromiso de la compañía con los territorios en los que opera". 

Masmovil lanza una OPA amistosa por Euskaltel