Los mejillones rollizos y las hogueras de San Juan

|

los bateeiros, no los que estiban el Winston en la plataforma, sino los que la utilizan para criar mejillones, ya han pedido la dispensa papal para organizar una novena a Neptuno y pedir su intercesión para que los desodorantes vuelvan a la composición de antaño, cuando perfumarse por la mañana suponía agrandar un poco más el agujero de la capa de ozono. Se han vuelto tan transgresores porque el Instituto de Investigacións Mariñas ha descubierto que el cambio climático favorece el crecimiento del mejillón, es decir, que lo hace más carnosito, con lo cual pesa más y se vende más caro. Pues que se apuren porque el humo también colabora al cambio climático y como la ecológica xente do común coruñesa está pensando en sustituir las hogueras de San Juan por otras virtuales –lumes sen fume– igual se les quedan los mejillones a medio engordar.

Los mejillones rollizos y las hogueras de San Juan