En EEUU los partidos van a por todas

|

Se acabaron las medias tintas. Quedan apenas tres semanas para las elecciones presidenciales en Estados Unidos y los partidos van con todo. Los republicanos han anunciado un despliegue de 50.000 voluntarios en los colegios electorales para garantizar unos comicios libres de fraude, lo que en la práctica quiere decir que presionarán a los indecisos e incluso, como ya ha sucedido, podrían organizar piquetes en zonas demócratas para evitar el acceso a las urnas. Por su parte, los demócratas crearán un comité que se encargará de determinar si Donald Trump está en condiciones de ejercer la presidencia. Obviamente, aunque la comisión sugiriese la destitución del presidente por incapacidad física o mental todo quedaría en nada, porque no hay una ley que lo avale, pero la carga política de la idea es importante. Parece que todo se va a decidir por unos miles de votos y hay que ir a por todas.

En EEUU los partidos van a por todas