EL FUTURO DEL DEPORTIVO

|

La última jornada dictará sentencia para el Deportivo. La derrota sufrida ayer en Málaga impidió que los blanquiazules se asegurasen la permanencia en Primera División, ya que al perder el Zaragoza los tres puntos de La Rosaleda hubiesen sido suficientes para salvar la categoría. Pero ya no vale de nada lamentarse de la oportunidad perdida;  solo hay que pensar en imponerse el sábado a la Real Sociedad, que no será precisamente el rival más fácil, puesto que aspira a clasificare para la Liga de Campeones. Sea como fuere, victoria es la opción admisible para el equipo de Fernando Vázquez, porque en juego no está únicamente la categoría en la que militará la próxima temporada, sino también la posible supervivencia del club, que se encuentra en una situación límite a la que no son precisamente los jugadores quienes lo han llevado.

EL FUTURO DEL DEPORTIVO