La incidencia sigue bajando mientras las comunidades siguen su senda de las restricciones

Agentes de la Policía Nacional realizan un control en el acceso a la ciudad de Alicante | pep morell
|

El Ministerio de Sanidad reportó 14.591 nuevos positivos, con lo que la cifra total de contagios se eleva a 3.056.035, de forma que la incidencia acumula en 14 días sigue descendiendo hasta los 496 casos por cada 100.000 habitantes, una cifra 44 puntos menor que el jueves y similar a la registrada a mediados de enero.

Asimismo, se notificaron 530 fallecidos más en las últimas 24 horas, mientras las comunidades comunicaron a Sanidad 1.679 muertes en los últimos siete días, con lo que la cifra total de fallecidos asciende a 64.747 desde el inicio de la pandemia.


Según los datos del Ministerio, también sigue bajando, aunque lentamente, la presión hospitalaria con el 18,7% de las camas de planta ocupadas por pacientes Covid (nueve décimas menos que el jueves) y el 39,7% de las de las


En cuanto a la incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes en catorce días continúa el descenso que inició el 28 de enero, cuando estaba en 899 casos. Ayer bajó por primera vez de los 500, una cifra que no se conseguía desde el 13 de enero (492,88).


Todas las comunidades están ahora por debajo de los 800 casos, con Melilla a la cabeza con una incidencia de 707,6.


Asimismo, el número de altas en las últimas veinticuatro horas sigue superando al de ingresos, 2.819 frente a 1.715.


Además, el 36,5% de los 2.620 brotes notificados por las comunidades desde el pasado 4 de febrero, en los que se registraron 16.347 casos tuvieron lugar en los ámbitos familiar (18%) y social (18,5%). Desde que finalizó la desescalada se comunicaron 36.359 brotes con 297.103 casos.


Desde el inicio de la pandemia se notificaron 126.486 casos confirmados en personal sanitario, de los que 951 se diagnosticaron en los últimos siete días.


Por otro lado, Sanidad detectó tres casos de la variante sudafricana en la Comunidad Valenciana y Madrid confirmó dos contagios con la cepa brasileña.


Medidas de las comunidades

La tendencia descendente de contagios llevó a comunidades como Extremadura o Castilla-La Mancha a suavizar sus medidas de contención frente al virus si bien la mayoría optaron por mantenerlas y otras como Canarias por establecer medidas extraordinarias por el Carnaval.


Por su parte, Madrid decidió mantener el toque de queda de 22.00 a 6.00 horas y el cierre de la hostelería a las 21.00 horas hasta el jueves, día en el que está previsto que se amplíe una hora. Al mismo tiempo, contará con restricciones en 55 zonas de salud y 14 localidades desde el lunes.


Mientras, Euskadi permitirá la movilidad entre municipios colindantes para actividades socioeconómicas y deportivas y no presentará recurso el auto del Tribunal Superior de Justicia vasco, convencido de que no prosperará, pese a tener “la razón”.


En el caso andaluz, Sevilla, Huelva y Jaén salen hoy del cierre perimetral y Almería recupera la actividad no esencial. Esta situación contrasta con el de las grandes ciudades valencianas, que aplican su tercer fin de semana de confinamiento perimetral.


Asimismo, Cantabria comenzará a aplicar la semana que viene medidas de fase 3, que relajan algunas limitaciones.


En otra línea, los bares y restaurantes de Castilla-La Mancha comenzaron a utilizar ayer la aplicación Ocio Responsable, en medio de dudas e incertidumbre ante esta nueva medida que el Gobierno autonómico adoptó para hacer un registro de los clientes y facilitar las labores de rastreo en el caso de un brote.

La incidencia sigue bajando mientras las comunidades siguen su senda de las restricciones