Reportaje | El cine en A Coruña

El Ideal Gallego-2018-04-29-006-0d1c92ba
|

A Coruña tiene una amplia tradición de espectáculos de teatro, variedades y cine. El primer teatro permanente se levanta en el segundo tercio del siglo XVIII por el artista italiano Nicolás Settaro, junto a la muralla del Campo de San Agustín, la actual plaza del Humor, y cuando este se incendia se hace otro en el llamado Patio de la Provisión. 
En Riego de Agua, en el antiguo templo de San Jorge, en 1861 se inician la obras del teatro Principal, que finalizan en 1865. Sólo dos años más tarde, un pavoroso incendio destruye parte del teatro y renace como ahora le conocemos, el teatro Rosalía de Castro. 
Con el tiempo se levanta uno de forma temporal en la plaza del Derribo, hoy de María Pita: el teatro Circo Coruñés, en cuyo recinto se exhibe el 2 de septiembre de 1896 la imagen de un tren que llega a una estación y del que bajan algunas personas. Este teatro es demolido en 1901 para hacer otro nuevo en La Marina con el nombre de Circo Emilia Pardo Bazán, derribado en 1915. Además, el Pabellón de Lino Pérez, el más popular entre los coruñeses, desaparece por otro voraz incendio en 1919.
Luego vendría la ilusión por el cine, de modo que se puede decir que el primero montado en La Coruña, estuvo en San Andrés. en el local denominado “Fotografía de París”. Allí, José Sellier, afamado fotógrafo, proyecta sus películas, exhibiendo en 1897 una de sus primeras grabaciones que lleva por título “El entierro del General Sánchez Bregua”.

El París de1908
Con todo, el primer cine permanente que tuvo la ciudad fue el París, en la calle Real 8. Un diseño del arquitecto Florián Calvo. En su origen había sido un comercio de confección “La Villa de París”, levantado en 1900 y remodelado como sala de cine en 1908, manteniéndose en uso como tal hasta su cierre en 1999. Estaba considerada la sala de cine más antigua de España y de las más antiguas de Europa en funcionamiento. De la mano de Inditex, que instala su tienda Pull&Bear, recobró su primitivo estado comercial manteniendo intacto el rótulo de Cine París. 
También existieron numerosas salas, como el Novedades de la Gaiteira, que abre sus puertas en 1921 y cierra en 1936, o El Ideal Cinema, también en La Gaiteira que se inaugura convertido en cine de la mano del arquitecto Mario Paez en 1929 y cierra en 1970. 
El Rosalía abre como cine en 1915 e instala su primer equipo sonoro en 1930, para cerrar la sala en 1990. El Doré, en el 104 de Juan Flórez, se reforma en 1920 para cine y cierra en 1969. El Kiosco Alfonso, en Méndez Núñez, se inaugura en 1929 y desaparece en 1975. El Cuatro Caminos, un diseño del arquitecto Pedro Mariño, desaparece en 1948.
En el número 94 de la calle Real estaba el Savoy, que comienza sus funciones en 1934 y se despide en 1966. Una obra de Antonio Tenreiro y de Peregrín Estellés. El España, en La Falperra, abre 1934 y cierra en 1969. El Monelos, en el número 59 de la calle Caballeros, abre en 1934 y continúa hasta 1973, mientras que el Hércules, en San José, abre sus puertas en 1935 y cierra en 1973.
En el Cantón Grande estaba el teatro Linares Rivas, que cesa en 1937. En el solar que ocupaba se levanta el cine Avenida, del arquitecto González Villar, quien no podrá ver su obra acabada al morir días antes de la apertura, en 1941. 

“Multisalas”
El Coruña, del arquitecto Rodríguez Losada, en Galera 32, se inaugura en 1939, y cierra en 1986. El cine Ciudad, travesía de la Zapatería, comienza a funcionar en 1950 y desaparece en 1971. El Goya, en Cordelería, del arquitecto Rey Pedreira, abre sus puertas en 1945 y las cierra en 1996. El Lux, en Peruleiro, data de 1947, luego será sala de fiestas.
El Santa Margarita, próximo a la avenida de Finisterre abre en 1947 y, con el tiempo, pasa a denominarse Cine Rex, que cierra en 1989. El Colón se inaugura en 1948 y cierra en 2002, y el Finisterre permanece activo de 1948 a 1978.
El Equitativa, en la plaza de Vigo, está dirigido por la empresa Cines Galicia SL, que también explotaba las salas del Avenida, Riazor y Chaplin, siendo el Equitativa el último en cerrar y lo hará a comienzos del mes de mayo del 2006. Éste, inaugurado en 1949 con una sola sala con capacidad para algo más de 400 espectadores, acabará dividido en cinco salas con 100 espectadores por sala.

Centros comerciales
El cine Alfonso Molina, en Ángel Senra 10, abre en 1964 y cierra en 1986, mientras que el Riazor, en Rubine, inicia su actividad en 1965 y cierra en 1998. La sala contaba con una aforo superior a las 1.500 butacas y acaba siendo demolido en el 2002. Los Valle-Inclán, en Comandante Barja, proyecta de 1978 a 2000. Multicines Chaplin, en la ronda de Outeiro 28, se inaugura en 1986 y cierra en 2006, con cuatro salas y capacidad para 500. Los Tom&Jerry, en San Andrés, abren en 1987 y cierran en 1997.
En la actualidad quedan las instaladas de los centros comerciales como Los Rosales con 13 salas, que abre en 1996; Los Cantones Cines, con 11 salas, que se inaugura en 2005; el Espacio Coruña, cuenta con otras 8 salas, de 2009 y Marineda City, con 12 salas, desde 2011.
 

Reportaje | El cine en A Coruña