La Lonja cumple doce años con una subida del 80% en los kilos de pescado vendidos

QUINTANA.VISTA GENERAL DE LA LONJA DE A CORUÑA
|

La actual Lonja cumple hoy doce años con una salud envidiable pese a los problemas que afectan a algunas de las flotas del sector extractivo. Los paros del cerco y los recortes de cuota han afectado en los últimos años al volumen de pescado que llega a las naves, pero El Muro se sobrepone como puede a esos varapalos y a estas alturas el aumento del pescado subastado desde el primer año de la infraestructura ha sido del 80%. Tanto la dirección de la Lonja como los minoristas aseguran estar encantados con el salto que se dio en febrero de 2004 y confían en que el edificio siga dando servicio muchos años.
El actual espacio de subastas se estrenó el 19 de febrero de 2004 por lo que hoy se cumplen justo doce años de un cambio que significó una revolución en la forma de comercializar la pesca en la ciudad. Las tripulaciones, los minoristas y las casas subastadoras pasaron de repartirse por pequeños espacios anticuados a citarse cada madrugada en un mismo punto en el que se puede estar pendiente de las distintas ofertas y la salubridad está totalmente garantizada. 
Al Muro lo preceden los buenos resultados. En el primer período interanual –el que iría del 19 de febrero de 2004 al mismo día de 2015– se registraron más de 21.257 toneladas de distintas especies, mientras que en el último lapso de tiempo (el comprendido entre 2015 y ayer mismo) esa cifra se multiplicó hasta las 38.346 toneladas. 
El salto en tan poco tiempo ha sido brutal: de algo más del 80%. Ciertas descargas bajaron con respecto a 2014, pero aún así la mejora que supuso la edificación actual es muy visible. Por curioso que parezca, en el ámbito económico la evolución ha sido distinta y el dinero de un ejercicio y de otro no están muy alejados. 
A estas alturas, la Lonja se mantiene como la primera de España en descargas de pesca fresca con mucha diferencia sobre las demás. No es de extrañar dado que en doce años han pasado por sus salas 406.130 toneladas de las más diversas especies.

hasta los 50 
Respecto a la mudanza, el gerente del espacio, José Luis Otero, destaca que “mejoró mucho el aspecto sanitario y el manipulado de la mercancía”. Desea que se llegue “al 50 cumpleaños con el mismo ritmo”. “Fue un cambio muy grande y todo en positivo porque pasamos de unas instalaciones atrasadas y con muchos problemas a realizar nuestra labor en el mismo edificio y sin mojarnos”, explica el presidente de la Asociación de Minoristas del Puerto de A Coruña, Amando López. El representante recuerda que antes se jugaban la compra del día cruzando por zonas empedradas en mal estado y operaban en áreas con una limpieza dudosa. “La Lonja era muy necesaria porque lo de antes era un desastre”, destaca. 
Aunque el sector sostiene que quizá el espacio esté algo desaprovechado, sobre todo en la planta superior del edificio, valora la importancia que tuvo disponer de hielo y cámaras frigoríficas al alcance de todos.

La Lonja cumple doce años con una subida del 80% en los kilos de pescado vendidos