El acusado de violación en el centro de mayores del Barrio de Las Flores dice que la víctima fue él

|

El primer día del juicio por la agresión sexual que tuvo lugar en noviembre de 2013 en el centro sociocomunitario de Benestar en Las Flores estuvo marcado por las declaraciones del acusado, para que la Fiscalía pide siete años de cárcel además de una indemnización de diez mil euros. El hombre declaró en la Audiencia Provincial que fue él el violado: “Ella me empujó, me bajó los pantalones y me masturbó”, declaró ante el juez. 
La mujer que entonces tenía 62 años y ya fallecida, habría “agarrado” al acusado, según su insólita versión, y comenzó a abusar de él después de que se negase a darle dinero para comprar tabaco. 
Una versión muy distinta es la de la acusación, que sostiene que el hombre, que trabajaba como autónomo, atrajo a la víctima de 62 años a la cocina, la ató a una silla y cerró la puerta con llave. Una vez indefensa, la obligó a practicarle una felación mientras le decía: “Cómo me gusta”. Tras acabar, la víctima vomitó debido al asco que sentía, se limpió con un pañuelo de papel y el acusado le permitió marcharse. Al día siguiente, la mujer formuló la denuncia por violación.
 
se quedó "cortado"
Pero el acusado insiste en que esta versión es falsa. Llegó a asegurar que fue la mujer quién forzó las relaciones. “Me lo hizo ella, no yo”, repitió el hombre, mientras añadía que las relaciones fueron “a instancias” de la mujer. “Yo no se lo pedí”, sostuvo, y comentó que la mujer se le acercó “muy nerviosa” y que todo ocurrió como dice. Cuando se le preguntó por qué no trató simplemente de separarse de ella, aclaró que se quedó “cortado” y que no supo “qué hacer”. “No reaccioné”, añadió.
Durante el juicio también declararon varios policías que habían sido encargados de investigar los hechos. Para empezar, recordaron las declaraciones de la víctima fallecida: que fue el hombre quien la invitó a entrar en la cocina y allí fue donde la “forzó”. 
La versión del acusado se vio  empañada cuando los policías añadieron que cuando acudieron a interrogarle en calidad de sospechoso, les manifestó que la mujer se fue “cabreada” del centro porque no le había dado dinero para tabaco pero, aseguran, en ningún momento el hombre hizo referencia al presunto abuso ocurrido en el centro y del que él habría sido la víctima.

El acusado de violación en el centro de mayores del Barrio de Las Flores dice que la víctima fue él