Hallan el cuerpo sin vida del joven arrastrado por la corriente en el Miño

Los equipos de búsqueda retiran el cuerpo sin vida del joven | brais lorenzo (efe)
|

El helicóptero de la Policía Nacional, que participaba en el dispositivo de búsqueda, localizó ayer, en torno al mediodía, el cuerpo del joven de 20 años de origen angoleño, que había sido arrastrado  el miércoles por la corriente en el río Miño a su paso por la ciudad de Ourense.
Según confirmaron fuentes de la Policía Nacional, el cuerpo del chico fue recuperado en un lugar próximo a la zona en la que había sido arrastrado por la corriente, en las cercanías del Puente Romano que cruza el río.
El joven, procedente de Angola, se había introducido en el agua para bañarse en torno a las 17.30 horas de este miércoles y fue arrastrado por el río. 
La víctima estaba realizando el Camino de Santiago en compañía de unos amigos y su padre es político en Angola, según precisaron fuentes de la Policía Nacional a Europa Press.
Minutos después de las dos de la tarde se procedió al levantamiento del cadáver del joven angoleño, estando pendiente la realización de la autopsia, que estaba prevista a lo largo del día, según estime el juzgado. 
En el dispositivo de rastreo  que buscó al chico participó el helicóptero, la Unidad Especial de Caballería y el grupo de seguridad ciudadana de la Policía Nacional; los Bomberos y Policía Local de Ourense, y efectivos de Protección Civil de la ciudad y de Barbadás, así como del GES de Pereiro de Aguiar.
Durante toda la noche las autoridades habían procedido a reducir el caudal del agua del río Miño en la zona en la que desapareció el joven angoleño, hasta limitarlo a un nivel ecológico que, aunque resultaba apto para el tránsito de embarcaciones, pudiese permitir también un mejor rastreo del fondo del río. 

Hallan el cuerpo sin vida del joven arrastrado por la corriente en el Miño